25 de septiembre de 2020
25.09.2020
La Nueva España

Ziganda trata de corregir la falta de pegada para recibir al Espanyol

El Oviedo se entrena con todos los disponibles salvo Rodri, lesionado

25.09.2020 | 01:04

El Oviedo se entrenó ayer en El Requexón con un objetivo entre ceja y ceja: mejorar la puntería. El equipo de Ziganda tiene el peor porcentaje en Segunda División de acierto a gol (el 6%), empatado con el Mirandés. Por eso el Cuco planteó ayer varios ejercicios de finalización para que no se repita la falta de efectividad de la primera jornada ante el Cartagena (0-0). Durante media hora, los jugadores de ataque estuvieron practicando únicamente acciones de cara a puerta.

Especialmente atinado estuvo Obeng, ariete titular en las dos primeras jornadas de Liga y que volverá a jugar el domingo ante el Espanyol en el Tartiere (18.15 horas). El Cuco, además de centrarse en la finalización, dedicó la segunda parte del entrenamiento a los conceptos tácticos para recibir al club catalán. Poco dado a dar pistas durante la semana, el navarro repitió el sistema elegido en las dos primeras jornadas, aunque hizo un cambio de nombres: Sangalli por Viti en el extremo derecho y Lucas por Sangalli en el lateral izquierdo. No obstante, la buena noticia para el Oviedo es que precisamente Viti se ha recuperado a tiempo de su golpe en el tobillo y estará disponible para jugar el domingo.

La única baja es la de Rodri, lesionado. Por lo visto en la ciudad deportiva, no parece que Ziganda vaya a dar la alternativa en el once titular al ariete Blanco Leschuk, listo, no obstante, para participar en el encuentro. El Oviedo volverá al trabajo esta misma mañana a las 10.00 horas en El Requexón para seguir preparando la cita del domingo ante el equipo catalán.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook