La plantilla del Oviedo comenzó a preparar ayer su próximo partido de Liga, que será el próximo sábado, a partir de las 20.30 horas, en el Carlos Tartiere ante el Fuenlabrada. Tras el regreso de Zaragoza, dónde los azules consiguieron su tercera victoria consecutiva en esta temporada, el equipo azul se ejercitó en la mañana de ayer en las instalaciones del Requexón. Fue una sesión regenerativa para los jugadores titulares y con mayor carga de trabajo para el resto. Hoy será jornada de descanso para la plantilla azul, y mañana regresará a los entrenamientos en doble sesión de mañana y tarde en El Requexón. En estas primeras sesiones de trabajo seguirán siendo bajas los internacionales Brazão y Aburjania. El portero brasileño se encuentra concentrado con la selección olímpica de Brasil, que el sábado se impuso a Corea del Sur por 3-1, partido en el que Brazão fue suplente. Los brasileños se enfrentarán mañana martes a Egipto. Por su parte, Aburjania no jugó el partido que disputó su selección el jueves ante Macedonia. Tras el partido de ayer ante Armenia, Georgia se enfrentará el miércoles a Estonia. Por su parte, Ziganda está pendiente de la evolución de Rodri Ríos. El delantero está ya recuperado de su lesión en el hombro, pero le falta coger el ritmo del resto de la plantilla.