Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La crónica del Oviedo-Fuenlabrada: El equipo azul da vida a los madrileños

El conjunto carbayón deja escapar dos puntos cuando lo tenían todo a favor, después de fallar claras ocasiones y jugar con uno más casi toda la segunda parte

23

Al Real Oviedo se le escapa la victoria en el campo del Fuenlabrada (2-2) LOF

Fuenlabrada 2 - 2 Real Oviedo

Punto de insatisfacción. El Oviedo dejó escapar una gran oportunidad para volver a ganar un partido fuera de casa dos meses después de su último triunfo. Los azules dieron vida al Fuenlabrada cuando lo tenían todo a favor. Fallaron claras ocasiones en la primera mitad para haber encarrilado el triunfo con solvencia. Luego, jugaron casi toda la segunda mitad con un futbolista más, ya que Ciss vio la segunda amarilla en el 56 y no supieron cerrar el partido.

Pero, por si fuera poco, después de ver cómo el Fuenlabrada aprovechaba un fallo defensivo para empatar el partido, los azules consiguieron adelantarse de nuevo en el marcador con un gol en propia meta de Pulido, y de nuevo, solo un minuto después, el Fuenlabrada volvió a empatar en una jugada en la que azules concedieron demasiado.

El Oviedo perdonó en exceso y lo acabó pagando en un partido en el que sin hacer mucho fue claramente superior a un Fuenlabrada que nunca estuvo cómodo en el campo, con muchos fallos e imprecisiones.

Era un duelo de iguales en la clasificación, con dos equipos que parecen abonados al empate, trece del Fuenlabrada y once del Oviedo, y con los dos mirando de reojo el play-off y huyendo de la zona de peligro. Pero el equipo de Ziganda dejó claro que le cuesta ganar los partidos y que los rivales le hacen daño con muy poco.

Blanco Leschuk se tiró tras driblar al portero Belman y fallar una clara ocasión de gol

decoration

El entrenador del Oviedo, José Ángel Ziganda, repitió el mismo once que ganó al Lugo. En la primera mitad hubo poco juego, ya que los dos equipos abusaron del juego directo, pero el Oviedo pudo marcharse al descanso con el partido encarrilado, ya que dispuso de dos claras ocasiones de Blanco Leschuk y Borja Sánchez para ampliar su mínima ventaja. El Oviedo salió mejor que el Fuenlabrada al partido, con circulación de balón y con profundidad por la banda derecha. Sin embargo, fueron los locales los que tuvieron la primera ocasión, en un fallo defensivo de Christian Fernández, pero el disparo de Kanté lo detuvo en primera instancia Femenías y el rechace posterior quedó a los pies de Mula, que lo envió fuera. Fue la primera y única ocasión clara del Fuenlabrada, ante un Oviedo que comenzó a crecer desde un buen orden defensivo. Los azules se pusieron por delante en el marcador en el minuto 13, tras una falta lanzada por Nieto que cabeceó Christian Fernández hacia Sangalli y el centrocampista vasco envió a la red. El árbitro anuló la acción por fuera de juego, pero tras la revisión del VAR el gol subió al marcador.

Blanco Leschuk regatea a Belman en la jugada en la que se dejó caer tras superar al portero del Fuenlabrada. LOF

El tanto no cambió el guion del partido. El Oviedo seguía controlando el juego ante un rival que perdía con facilidad el balón. Los azules pudieron ampliar el marcador en el minuto 36. Borja Sánchez envió un balón en profundidad sobre Blanco Leschuk, que saliendo desde su propio campo se plantó ante el portero Belman. Tras driblarle, el delantero se fue al suelo de manera inexplicable cuando lo tenía todo a favor para marcar. Por si fuera poco, cinco minutos después Borja Sánchez pudo ampliar la ventaja, pero su intento de vaselina lo desbarató con acierto Belman. La segunda mitad siguió con la misma tónica, muchas imprecisiones y poco juego. El Oviedo no pasaba apuros y estaba cómodo con la ventaja. Además, vio cómo el Fuenlabrada se quedaba con un jugador menos en el minuto 56 al sacarle el colegiado la segunda amarilla a Ciss. Parecía todo controlado. Nada más lejos de la realidad.

En un córner, después de tres intentos de despeje de la zaga azul, Diéguez acertó a mandar el balón a la red y poner el empate en el marcador. El Oviedo acusó el golpe en los minutos siguientes, pero reaccionó en el tramo final. En una jugada muy elaborada, con centro desde la derecha de Nieto y remate de Borja Valle, el balón acabó golpeando en Pulido, que introdujo el balón en su portería. Parecía que la victoria no se le iba a escapar, pero un minuto después, en otra acción en la que los jugadores pudieron hacer más, vieron cómo Borja Garcés remataba de cabeza a la red un rechace del larguero, tras un disparo previo de Cristóbal. Hubo tiempo para poco más. Los azules se quedaron con la miel en los labios, después de otro partido en el que se tuvieron que conformar con un empate corto para sus méritos, pero que deja al descubierto las carencias de un equipo que desperdicia otra ocasión para dar un salto de calidad.

Fuenlabrada: Belman (2); Iribas (1), Pulido (1), Diéguez (1), Pol Valentín (0); Alex Mula (0), Cristóbal (1), Ciss (1), Feuillassier (0); Nteka (0) y Kanté (0)

Cambios: Pinchi (1) por Mula, min. 60. Borja Garcés (1) por Feuillassier y Jano (s. c.) por Cristóbal, min. 88

Femenías (1); Nieto (2), Grippo (1), Christian Fdez. (0), Mossa (1); Edgar (1), Tejera (1); Sangalli (2), Nahuel (1), Borja Sánchez (2); Blanco Leschuk (0)

Cambios: Carlos Hernández (1) por Christian Fdez., min. 46. Rodri (s. c.) por Blanco Leschuk y Borja Valle (1) por Borja Sánchez, min. 77

Goles: 0-1 min. 13: Sangalli. 1-1 min. 68: Diéguez. 1-2 min. 85: Pulido, en propia puerta. 2-2 min. 86: Borja Garcés.

Árbitro: Galech Apezteguía (Colegio Navarro). Expulsó a Ciss, por doble amarilla, en el minuto 56. Amonestó a los locales Pol Valentín, Nteka, Kanté y Jano, y a los oviedistas Sangalli, Christian Fernández, Blanco Leschuk, Carlos Hernández, Tejera, Mossa y Borja Valle.

Estadio Fernando Torres: Partido disputado a puerta cerrada.

Compartir el artículo

stats