Francesc Arnau, que era director deportivo del Real Oviedo, falleció ayer en la capital del Principado. El conocido exfutbolista tenía 46 años. El club azul ha sido el que ha confirmado esta mañana la pérdida del catalán, que apareció muerto a las 22.35 horas de ayer en las cercanías del apeadero de La Corredoria de Oviedo. "Ha fallecido nuestro director deportivo, Francesc Arnau Grabalosa. Lamentamos profundamente su pérdida y acompañamos a su familia en estos duros momentos", ha escrito el Oviedo en su cuenta de Twitter.

El catalán llevaba en Oviedo una temporada y media, tras su llegada en el mercado de invierno de la pasada campaña. Deja mujer y dos hijos y un buen recuerdo entre los que le trataron. El partido que el Oviedo debía jugar ante el Mirandés el domingo se ha retrasado y se pondrá una nueva fecha.

Arnau llegó al Oviedo en diciembre de 2019, nombrado por Arturo Elías. El catalán asumió la dirección deportiva de un equipo necesitado de fichajes y que luchaba por el descenso. Su aportación y su liderazgo en ese mercado de invierno fueron claves para la salvación azul gracias a fichajes como Luismi o Lunin. En febrero tomó la decisión de despedir a Javi Rozada en lugar del Cuco Ziganda. Sus decisiones de esa temporada le hicieron gozar de un amplio respaldo entre la afición del Oviedo.

Arnau, con Jorge Menéndez Vallina

Tras este verano, Arnau estaba ya en plena reconversión del equipo azul. Ayer mismo estuvo reunido en El Requexón con el consejo del Oviedo y también con su mano derecha, David Comamala. Por la tarde departió con varios agentes de futbolistas por teléfono.

Te puede interesar:

Arnau ocupó la dirección deportiva del Málaga antes de llegar al Oviedo. En el club andaluz lo fue todo. Allí estuvo diez temporadas de jugador antes de pasar a los despachos. Antes jugó en el Barcelona, el club en el que se formó y dejó grandes amigos. El más especial fue Carles Puyol.