Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Segunda División | Los equipos asturianos

Bastón y Enrich se citan con el muro del Burgos: otro reto para la pareja

La dupla de arietes, que ya rompió la imbatibilidad del Levante, se enfrentan a la zaga más dura de Segunda: 0 goles en contra

Enrich, en el momento de batir la portería del Levante. | Luisma Murias

El estudio del rival de turno cobra una importancia mayor esta semana. Diseccionar al Burgos es una ardua labor. Los de Julián Calero, ya lo demostraron el año pasado, son uno de los equipos más rocosos, incómodos y difíciles de atacar de la competición. El curso pasado fue el tercero menos goleado, igualado con el Oviedo. En el actual, ha dado un paso más: no ha recibido ningún tanto.

Enrich, en el momento de batir la portería del Levante. | Luisma Murias

El reto para los azules es claro: derribar el muro que Calero trata de levantar por segundo año consecutivo. Para la misión, doble ración de explosivos: Bolo planea juntar otra vez a Bastón y Enrich en la punta de ataque.

Aunque el técnico, como de costumbre, no reveló sus planes en la sala de prensa, sí precisó qué tiene que mejorar el equipo si quiere aspirar a seguir creciendo y a volver de El Plantío con los tres puntos en la mochila. «Los primeros partidos no tuvimos fluidez, aunque sí creamos ocasiones. Y ante el Levante, el juego fue mejor que en los tres anteriores. Siempre entrenamos la salida de balón y las evoluciones. Hay que saber cuándo correr y cuando tener pausa. Unos días tendremos una forma de jugar y otros, una diferente, pero hay que estar preparados para todo. Hay que mejorar con balón y generar más ocasiones».

Lo de crear opciones cobra especial importancia ante el dispositivo de los de Calero. La defensa de tres centrales y carrileros del Burgos sostiene un equipo que marcha sexto en la tabla, con 8 puntos, uno más que los azules. El secreto radica en la defensa, claro: el Burgos es el único equipo de Segunda que aún no ha recibido ningún gol. Aunque en el ranking de tiros en contra figura en el quinto lugar, con 11, superado por el Oviedo, que con 7 chuts en contra tiene el tercer registro más valioso, solo por detrás de Granada (3) y Alavés (6).

Al menos, el camino es de sobra conocido para los dos delanteros. Enrich y Bastón fue la fórmula elegida por Bolo para asaltar la zaga del Levante el pasado lunes. Como el Burgos, los de Nafti llegaron al Tartiere sin haber encajado. Fue Enrich el que dañó por primera vez la muralla de los valencianos, con un remate en el área tras una salida en falso de Cárdenas. Hoy, con el Burgos de Calero en frente, los azules buscan el mismo resultado: derribar otro muro y escapar con el botín.

Compartir el artículo

stats