El Oviedo y Marco Sangalli han cerrado esta mañana la desvinculación definitiva del extremo, que pone fin a su etapa de tres años y medios como futbolista del conjunto azul. Sangalli tenía contrato hasta el 30 de junio más la opción de ampliar otro curso más si las dos partes se ponían de acuerdo. No entraba en los planes de Cervera, a pesar de que el domingo fue titular en Huesca, y el club cubrirá su marcha con la llegada de Raúl Moro, cedido de la Lazio.

El club azul lo ha anunciado con el siguiente comunicado:

“El Real Oviedo y el jugador Marco Sangalli han acordado la rescisión, de mutuo acuerdo, del contrato que unía ambas partes, por lo que desde este momento el futbolista donostiarra deja de pertenecer a la disciplina oviedista.

El Real Oviedo agradece profundamente el trabajo y la dedicación de Marco Sangalli durante el tiempo que ha vestido la elástica azul. Un tiempo en el que el extremo ha defendido, con orgullo, valor y garra, el escudo carbayón, representándolo con nobleza y pundonor por los campos de nuestro país.

El donostiarra llegó al Real Oviedo en el verano de 2019 y, tras cuatro campañas, cierra su etapa en el conjunto de la capital del Principado con 123 partidos en su haber y once goles, sabiendo lo que es portar el brazalete de capitán del club azul.

Marco, estamos seguros que vayas dónde vayas, y estés donde estés, siempre serás uno de los nuestros”

.