Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Siero, con las tasas congeladas, aspira a incrementar la inversión del próximo año gracias a las licencias

El concejo quiere aprobar el presupuesto del año que viene tras el verano, “sin grandes obras” pero con más recaudación

Viviendas en construcción.

Viviendas en construcción.

Siero volverá, casi seguro, a ser el primer Ayuntamiento que cuente con presupuestos para el próximo año. El gobierno socialista ya está redactando su borrador, aunque todavía no se han podido completar las estimaciones de ingresos que determinarán si hay incremento o reducción en el montante total. Sin embargo, el incremento en la recaudación gracias a la solicitud de licencias en la primera mitad de 2021 abre la puerta a que la inversión en 2022 pueda aumentar.

Las cantidades se conocerán tras el verano, cuando los socialistas esperan tener listo su proyecto de cuentas, “que no tendrá grandes obras fuera de lo ya esperado”, según reconocen fuentes municipales, que ven “ya encaminado” su programa electoral.

A falta de rematar flecos, en la cuentas para el año próximo habrá seguro una partida para la nueva escuela infantil de la Pola, una esperada inversión de carácter plurianual que debería empezar a ejecutarse en los últimos meses de este mismo año.

También se esperan nuevas partidas para mejoras la red de abastecimiento y saneamiento, para el arreglo de varios caminos en las parroquias y para rehabilitar asimismo las viejas escuelas de algunas localidades, dañadas por el paso del tiempo.

Los socialistas ya han emplazado a algunos partidos de la oposición a negociar el borrador en el mes de septiembre. Será entonces cuando el resto de formaciones les transmitan sus peticiones. Una que tiene visos de poder concretarse es la creación de una zona de ocio juvenil en La Fresneda, principal petición de la Plataforma Vecinal, que suele alcanzar acuerdos con el PSOE. También serán fundamentales los deseos de Foro, socio preferente del gobierno, al que generalmente suele aportar el voto favorable que le falta para la mayoría absoluta.

Otro condicionante fundamental a la hora de hacer los cálculos presupuestarios es la decisión, anunciada hace pocos día por el gobierno local, de mantener congeladas las tasas durante el próximo ejercicio. Eso sí, se desconoce hasta que momento se mantendrá la exención del pago por terrazas y mercadillos, adoptada por la pandemia, que, de reactivarse, supondría un ingreso extra para las arcas municipales.

Este será el último presupuesto que se liquide completamente durante el mandato, ya que en mayo de 2023 están previstas las elecciones. Por tanto, irá orientado a completar el programa del gobierno.

Compartir el artículo

stats