Suscríbete La Nueva España de Siero

La Nueva España de Siero

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Siero adjudica la obra del carril bici de Lugones que conectará las avenidas de Gijón y José Tartiere

El trazado previsto en el proyecto, que tiene un plazo de ejecución de tres meses, integra el recorrido en una de las áreas del parque de la Paz

Una zona del parque de la Paz, en Lugones. | P. Tamargo

El desarrollo de un trazado ciclable que recorra por completo la localidad de Lugones y la conecte con otros puntos del concejo sigue avanzando imparable. El Ayuntamiento de Siero acaba de adjudicar las obras para desarrollar el carril bici desde la Avenida de Gijón hasta la Avenida José Tartiere, pasando por el Parque de la Paz.

El coste de esta actuación alcanza los 100.602 euros y cuenta con un plazo de ejecución de tres meses. Este último proyecto forma de la red de unos 14 kilómetros de carril bici que el Ayuntamiento quiere desarrollar en Lugones.

Según explicó ayer la concejala de Desarrollo y Promoción Económica, Aida Nuño, el trazado se iniciará en la margen derecha de la avenida de Gijón y discurrirá en los primeros metros por el ramal peatonal que posee la avenida Conde de Santa Bárbara. Al llegar a la altura del paso de peatones, el carril bici cruzará la calzada y la acera de esta avenida, para posteriormente transitar por una zona verde. Tras la superarla, se adentrará en el parque de La Paz a través de la calle Pasaje del Parque. Discurrirá luego por la franja que delimitan las farolas y los árboles de la zona norte y cuando esta franja de paseo desaparece, por la zona central del área hasta desembocar finalmente en la Avenida José Tartiere.

Tal y como explicó la edil, “este es el primer tramo de carril bici que se adjudica que va incluido en la estrategia DUSI (Desarrollo Urbano Sostenible)”. “La red ciclista va tomando forma y los tramos se van uniendo poco a poco”, añadió la concejala.

El proyecto es susceptible de ser financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). La finalidad de la red de carriles bici de Lugones, como la de otras iniciativas que se desarrollan en el núcleo urbano, es contribuir a la reducción de la contaminación en la localidad y de la aportación de esta “al cambio climático, impulsando los modos de transporte menos contaminantes y mejorando la eficiencia energética de las infraestructuras, el equipamiento y los servicios públicos”.

En Lugones, el gobierno local impulsa además una batería de medidas de regeneración y mejora en diversas zonas de la localidad para convertir el núcleo urbano en un lugar con mayor calidad de vida y mayores oportunidades de disfrute por parte de los vecinos.

Entre otras medidas, se está impulsando además el proyecto de los denominados microbosques, iniciativa a través de la que el Ayuntamiento plantará más de 600 árboles en distintas zonas de Lugones.

Compartir el artículo

stats