El gobierno de Siero, presidido por el socialista Ángel García, adjudicará de manera inminente un proyecto para definir en el plazo de dos meses el trazado de nuevos carriles bici que conecten la Pola y Lugones con los polígonos industriales de Bravo, Natalio, Bobes y Granda. En total, serán alrededor de diez kilómetros de rutas específicas para bicicletas con las que se espera agilizar el acceso a las principales manchas industriales del municipio, habida cuenta de las carencias del transporte público.

Aunque el detalle de los itinerarios será definido por la consultora que se encargue de redactar el proyecto a través de un contrato que se encuentra ahora en fase de adjudicación por 40.000 euros, los técnicos municipales han trazado ya sus líneas maestras.

Así, por un lado, se plantea la conexión de Lugones y Colloto con los polígonos de Bravo (Central Lechera Asturiana) y Natalio (Granda). Desde Lugones ya se han puesto en servicio carriles bici hasta la zona norte de Parque Principado y hasta la estación de ferrocarril de Viella, por lo que lo que se plantea ahora por parte del Ayuntamiento es su prolongación hasta el entorno del polígono de Bravo, en las inmediaciones del gran complejo comercial de Paredes. Por lo que se refiere a Colloto, el trazado saldría de las inmediaciones del puente sobre el Nora.

El otro gran recorrido propuesto consiste en la conexión de la Pola y Lugones con los espacios industriales de Bobes y Granda-Meres. El acceso a Bobes desde Lugones seguirá el carril bici hasta el polígono de Bravo. A partir de ahí, la idea para llegar a la parcela donde se está implantando Amazon pasa por aprovechar algunas de la vías de servicio de la autovía de Oviedo a Villaviciosa (A-64), eliminando o limitando el tráfico a motor.

El carril bici de Pola de Siero a Bobes saldrá de la glorieta de Argüelles, a la altura de la nave Iluplax, ya que para el tramo inicial se aprovechará el tramo que está proyectado desde la capital municipal en el proyecto de acondicionamiento de la N-634 hasta Argüelles, pendiente de ejecución por parte del Ministerio de Transportes. A partir de ahí, la conexión con Bobes se realizará a través de caminos ya existentes en la zona. Para llegar a Granda, los técnicos municipales prevén un paso ciclista bajo el viaducto del enlace de la A-64, para lo que será necesario lograr autorización del Ministerio de Transportes como titular de la infraestructura.

Dentro de esta apuesta por la movilidad sostenible que está siendo puesta de ejemplo a nivel nacional, Siero también impulsa con el apoyo de fondos de la UE una conexión peatonal y ciclista que conecte La Fresneda con el nuevo entramado de carriles libres de tráfico a motor en Lugones. Según el proyecto inicial, el trazado saldrá de la parte posterior del Centro Comercial Azabache. Luego, atravesará la A-66 por el túnel que ya emplea la AS-381, donde estaba previsto que se incrementasen los arcenes. Sin embargo, el Principado se negó a esa cesión y se construirá un nuevo túnel a unos pocos metros de distancia. A continuación, se hará una pasarela de madera sobre pilares por la zona altamente inundable que atraviesa el río Noreña.

La siguiente parte del trazado consiste en una estructura metálica que atravesará en altura la AS-17 para concluir en el nuevo centro comercial de Les Bellotines.