Suscríbete

La Nueva España de Siero

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Félix vuelve a la fiesta de Valdesoto

El párroco, Sergio Santa, ensalza a la comisión y que se recuperara la procesión tras 50 años: "Pese a la dificultades, se ha logrado mucho"

La procesión de San Félix. | L. Palacios

Hacía medio siglo que San Félix no salía en procesión el día de la fiesta patronal de Valdesoto, pero ayer la parroquia rompió con los años de "reclusión" sacando al Santo hasta el prau de la fiesta. Tal y como insistió el párroco, Sergio Santa, fue para "recuperar y no perder la tradición".

Uno de los modelos de la concentración de vehículos clásicos. | L. Palacios

El día de ayer, previo al desfile de las carrozas previsto para esta tarde, fue una demostración de que "detrás de esta fiesta está el esfuerzo de muchas personas, que, a pesar de las dificultades, han trabajado y logrado mucho para recuperar nuestras tradiciones", según señaló el párroco en la homilía. "Para llegar hasta aquí ha habido que solicitar permisos y hablar con mucha gente, y ello ha sido posible gracias a la comisión de fiestas", añadió Santa, antes de subrayar que "para organizar un festejo hay que pasar por muchas penalidades, y lo que más hacemos es señalar los errores en lugar de arrimar el hombro para trabajar".

Por ello, el sacerdote llamó a "no perder el espíritu de una fiesta que hace pueblo y parroquia, que une y que es un día para compartir, porque hay gente que hace años que no venía y que están con nosotros". Santa puso como ejemplo de virtudes al santo patrón, "que fue mártir, dio su vida por Cristo y renunció a estudiar para empezar a predicar, poniendo su vida en riesgo y llegando a morir a manos de quienes querían obligarle a renunciar a su fe".

Con este espíritu, los fieles sacaron a San Félix a hombros desde la iglesia parroquial hasta el recinto festivo, donde la imagen desfiló entre hinchables, globos, barracas y vehículos clásicos, en una jornada de lleno total para seguir celebrando una fiesta de las de más solera del concejo.

Clásicos

A la animada sesión vermú, con cientos de romeros en la barra del bar de la fiesta, se sumaron las decenas de coches clásicos que se dieron cita en Valdesoto, con joyas de varias decenas de años, furgonetas clásicas y hasta una Vespa con un sidecar añadido en forma de "madreñogiro". En él quisieron retratarse buena parte de los niños asistentes.

La jornada del sábado estuvo dedicada al deporte, con una prueba de motocross, seguida de juegos infantiles y la primera gran verbena con la orquesta "Principal" y el grupo "D’Cano". Ayer también hubo una animada verbena a cargo de un DJ. Todo un despliegue de medios, después de dos años complicados, sin fiesta y con pocos fondos para sacar adelante la celebración tras el cambio de directiva de la sociedad de festejos. Por eso, el párroco no quiso olvidar en las plegarias durante la Eucaristía un ruego por "la comisión y su presidente, para que con su ejemplo animen a otros a seguir el mismo camino".

A pesar de la pandemia y de las dificultades, las fiestas de San Félix de Valdesoto vuelvan a lucir como siempre. La asistencia, a la espera de la jornada de hoy con el desfile de carrozas, está siendo masiva. "Se nota que había ganas, la gente está deseando salir y festejar, reunirse con las familias y hacer comida para celebrar", comentaban varios feligreses tras la procesión. Todo con el deseo de que "esto vaya para arriba, como siempre".

El esperado desfile de carrozas, esta tarde, a las cinco

Si concurridas han sido las fiestas de Valdesoto hasta ahora, se espera que no lo sean menos en la jornada de hoy, cuando tendrá lugar una nueva edición del Concurso Provincial de Carrozas, declarado de Interés Turístico Regional. Los artefactos saldrán del entorno del cementerio parroquial a las cinco de la tarde, para cubrir la distancia has ta el prau de la fiesta, donde finalizará el itinerario. Este año son siete las creaciones correspondientes a otras tantas peñas, que cada edición festiva se esfuerzan para echar el resto en imaginación e ingenio. A la espectacularidad de las creaciones –desde casas tradicionales a castillos, llagares, capillas y hasta barcos piratas o teatros romanos, en ocasiones con remolques de decenas de metros– se unen también la picardía y la sátira. Es a través de elaboradas representaciones teatrales a cargo de los propios vecinos que integran las peñas y que repiten sus actuaciones varias veces durante el recorrido. Los premios se conocerán a medianoche.

Compartir el artículo

stats