El desdoblamiento de la vía de La Carrera a la Pola mantendrá la curva de La Bombilla

La obra se licitará este año, con una inversión de 26,3 millones, y permitirá incrementar frecuencias en la conexión ferroviaria con Oviedo

Un tren en la estación de ferrocarril de Pola de Siero.

Un tren en la estación de ferrocarril de Pola de Siero. / J. A. O.J. A. O.,

J. A. O.J. A. O.

Las obras para desdoblar la vía de la antigua Feve entre La Carrera y la Pola que el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) prevé licitar a lo largo del segundo semestre del presente año no recoge cambios en el trazado actual que permitan la erradicación de la conocida como curva de La Bombilla. Se trata de un tramo ubicado a la entrada de la Pola que rodea el cauce del río Nora y que, en consecuencia, casi duplica en tren el kilómetro de distancia que separa en línea recta el apeadero de La Carrera de la terminal polesa. De esta actuación se lleva hablando décadas y, a comienzos del presente siglo, la obra estuvo cerca de hacerse realidad. En todo caso, expertos consultados por este diario estiman que si se confirma la doble vía en todo el trazado de la Pola hasta Oviedo y se incrementan las frecuencias y los servicios, el hecho de que se mantenga la curva de La Bombilla no será determinante para que la línea vuelva a ser competitiva.

El calendario que maneja el Adif recoge que la doble vía de La Carrera a la Pola esté operativa en 2026, tras una inversión de 26,3 millones de euros. De esa forma, quedaría completada la duplicación de todo el tendido de cercanías de la antigua Feve entre Oviedo y la capital sierense. Se trata de una actuación fundamental para el incremento de los servicios y las frecuencias en el trazado con mayor potencial de la red regional de cercanías de ancho métrico y que, sin embargo, ha perdido cientos de miles de viajeros en los últimos lustros por su escasa fiabilidad. Los viajeros vienen denunciando de forma recurrente que son muy habituales los retrasos y hasta que se suspendan trenes sin previo aviso a los pasajeros.

La duplicación de la vía de Oviedo a La Carrera se estrenó en septiembre de 2003. El avance que ello supuso, unido a una mejora general del servicio ligada al proyecto del metrotrén, posibilitó que la línea ganara un millón de pasajeros en muy poco tiempo. Por aquel entonces, con el ya fallecido Juan José Corrales Montequín (PSOE) al frente de la Alcaldía, el Ayuntamiento de Siero redobló los esfuerzos para lograr la erradicación de La Bombilla

Es más, Corrales llegó a firmar con la dirección de Feve un protocolo de intenciones que no solo iba a permitir la rectificación del radio de la gran curva de la entrada de la Pola, sino que también incluía la creación de una losa sobre las vías del tren a su paso por la localidad, mediante un falso túnel de 765 metros, y la construcción de una nueva estación más céntrica y conectada a la de autobuses. La gran crisis económica que estalló en 2008 se llevó por delante este faraónico proyecto.

Una vez confirmada que la doble vía de La Carrera a la Pola se licitará antes de que acabe el presente año, el objetivo en esta línea ferroviaria se centra ahora en llevar la duplicación del tendido desde la capital sierense a Nava, una de las actuaciones incluidas en la Alianza por las Infraestructuras. El Ministerio adjudicó en 2004 la asistencia técnica para la redacción de un proyecto que sigue pendiente.

Siero implica al Principado y al Adif en su plan para peatonalizar el paso a nivel de El Bayu

El Ayuntamiento de Siero quiere implicar al Principado y al Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) en el proyecto que han diseñado los técnicos municipales para llevar a cabo la erradicación del paso a nivel de El Bayu. La iniciativa se basa en una peatonalización en el arranque de la carretera autonómica que une la capital sierense con Bendición (Si-8), combinada con una pasarela peatonal para salvar el trazado ferroviario. Este fue uno de los asuntos que abordaron el alcalde de Siero, Ángel García, y el presidente del Adif, Ángel Contreras, en la reunión que mantuvieron hace unos días en Madrid. El presidente del ente ferroviario avanzó al regidor que la previsión es que las obras de mejora de la seguridad en la estación de la Pola, que llevan más de dos años parada, se retomen a comienzos de 2025. El Alcalde pidió, entre otras cuestiones, una solución a las "continuas inundaciones" que se producen en el paso subterráneo del apeadero de La Carrera.