Siero ya cuenta con cinco viviendas de emergencia para familias vulnerables

Dos se encuentran en la Pola y tres en Carbayín, donde el Ayuntamiento ha rehabilitado una, en la zona de El Cotayo

Por la izquierda, María José Fernández, Pilar Santianes, la técnica municipal María Jesús Álvarez, Ángel García y Daniel Navarro, aparejador, ayer, en el barrio de la vivienda rehabilitada.

Por la izquierda, María José Fernández, Pilar Santianes, la técnica municipal María Jesús Álvarez, Ángel García y Daniel Navarro, aparejador, ayer, en el barrio de la vivienda rehabilitada.

Lucía Rodríguez

El Ayuntamiento de Siero cuenta actualmente con un total de cinco viviendas de emergencia para familias vulnerables, dos de ellas en Pola de Siero, en el barrio de La Isla, y tres en Carbayín. Una de estas últimas, en la zona de El Cotayo (Carbayín Alto), acaba de ser íntegramente rehabilitada. Así lo explicó ayer el alcalde de Siero, Ángel García, que este lunes visitó el piso objeto de la reforma, en la que el Ayuntamiento ha invertido 36.000 euros.

Se trata de un tercero, con dos habitaciones. Los trabajos han consistido en la demolición y levantado de instalaciones, carpintería interior y exterior, revestimientos y mobiliario. Posteriormente, se ejecutó el alicatado de los azulejos, las reparaciones de paredes y la pintura, así como la renovación de las instalaciones de electricidad, fontanería y saneamiento, calefacción, iluminación y telecomunicaciones.

Con este tipo de acciones, "lo que pretendemos es ampliar un poco el parque de vivienda municipal para familias en situaciones de emergencia, hasta que Vipasa, que es la encargada de conceder las viviendas de protección, tramite las solicitudes y puedan tener acceso a otro piso", señaló Ángel García.

En este sentido, "las viviendas de protección son superiores en número y nosotros colaboramos con Vipasa en la tramitación de las solicitudes o en la cesión de solares para la construcción de nuevos edificios", dijo García. Este es el caso, por ejemplo, "del terreno de Malvarán, en la avenida Les Bellotines en Lugones (Siero), aunque en este caso, son en régimen de alquiler", añadió el regidor.

Ángel García destacó el trabajo de la concejala de Patrimonio, Pilar Santianes, que "consiguió liberar dos de estas viviendas de emergencia que llevaban años ocupadas de manera irregular". Y es que las familias solo pueden permanecer en ellas un plazo máximo de un año, "aunque puede ser prorrogable en función de las necesidades", aclaró la concejala de Políticas Sociales, María José Fernández.

Actualmente, dos de las viviendas de emergencia de las que dispone el Ayuntamiento de Siero están libres, ambas en la zona de Carbayín y son gestionadas por Servicios Sociales.