13 de febrero de 2010
13.02.2010

Los agricultores ecológicos se niegan a incorporar transgénicos a sus cultivos

Copae cuestiona la validez de un trabajo premiado por la Sociedad de Bioética y la Junta General que defiende el uso de esas semillas

13.02.2010 | 01:00
Una mujer recoge unos pimientos de su huerto, en una imagen de archivo.

Oviedo,

Elena FERNÁNDEZ-PELLO

El Consejo de la Producción Agraria Ecológica del Principado de Asturias (Copae) rechaza frontalmente las propuestas de la bioquímica vasca Mertxe de Renobales, ganadora del último premio otorgado por la Junta General del Principado y la Sociedad Internacional de Bioética, defendiendo la incorporación de semillas transgénicas a los cultivos ecológicos. El presidente de Copae, Javier González Aguilar, indica que los transgénicos vulneran los principios de la agricultura ecológica y cuestiona su seguridad. «En todas partes los transgénicos están bajo sospecha», advierte.


González Aguilar no disimula su disgusto por el reconocimiento que el Parlamento asturiano le ha dedicado a un trabajo que lleva por título «Alimentos más sostenibles: las semillas transgénicas en la agricultura ecológica». «Asturias ha sido declarada territorio libre de transgénicos. Aquí la agricultura ecológica está empezando, aunque con ayudas como ésta...», se lamenta el presidente de Copae. «No entendemos ni el motivo del trabajo ni las razones para conceder este premio», reconoce. Sólo se lo explica, dice, si piensa en los intereses de «las grandes compañías internacionales para hacerse con el control de la alimentación humana». «La agricultura ecológica tiene muchos enemigos», declara. Repasa uno a uno los argumentos de De Renobales a favor de los transgénicos y los rebate. Duda de su inocuidad. «Habría que preguntarle: ¿Usted le daría a sus hijos para comer un alimento transgénico?». Niega que la productividad de los métodos de cultivo ecológico sea menor que la que se obtiene con la agricultura convencional y que para ser rentable requiera explotar más superficie. «Es totalmente falso, la agricultura ecológica es cien por ciento sostenible y con ella se busca la productividad del suelo a largo plazo», explica. Para muestra bien vale un botón y el presidente de Copae elige uno de los más representativos, sin salir de Asturias. «En Pruvia, Santiago Pérez demostró que su producción ecológica de fabas era incluso superior que la de explotaciones convencionales de la región», afirma. Tampoco convence a González Aguilar la posibilidad de evitar el uso de plaguicidas utilizando semillas tratadas genéticamente con el fin de repeler los insectos. «Cuando se han utilizado han acabado provocando resistencia en los insectos», asegura.


En definitiva, concluye que las propuestas de Mertxe de Renobales parten del desconocimiento de los principios que rigen la agricultura ecológica. «Los transgénicos están prohibidos en todos los reglamentos de agricultura ecológica», concluye.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014