09 de febrero de 2012
09.02.2012
40 Años

Areces se estrena en el Senado con críticas a Wert por cambiar los temarios

El ministro de Educación quita trascendencia a su decisión, pero algunos sindicatos se plantean recurrir ante los jueces

09.02.2012 | 01:00

Oviedo, E. G., Agencias


El cambio de temarios para las oposiciones docentes de 2012 llegó ayer al Parlamento de la mano del senador y ex presidente del Gobierno asturiano Vicente Álvarez Areces, quien califica de «mal comienzo» para el ministro José Ignacio Wert una decisión «unilateral» y «un error inadmisible».


Wert, que por lo visto en estas últimas semanas desde su acceso al cargo, no deja pasar una sin polemizar, justificaba ayer la retirada de los temarios en vigencia: «No respondían ni remotamente» a los mínimos exigidos. El Ministro niega que el cambio de temarios vaya a suponer ningún trastorno para los miles de opositores a la docencia, ya que los temarios anteriores habían sido publicados en el BOPA el pasado día 18 de noviembre.


«Puestos a pedir disculpas», dijo, «habría que ponderar el volumen de disculpas que tiene que pedir quien ha cambiado el temario el 18 de noviembre a opositores que llevaban, a lo mejor, dos años estudiando los anteriores», en alusión al anterior Gobierno socialista.


Ya hay dos sindicatos, CC OO y CSIF, que se plantean recurrir judicialmente la derogación de los anteriores temarios. Los sindicatos docentes se enteraron por el «Boletín Oficial del Estado» (BOE) de la decisión ministerial. Comisiones Obreras, a través de su secretario general de la Federación de Enseñanza, ve «intencionalidad» en la derogación con ánimo de «bloqueo» a las comunidades que, saltándose las recomendaciones de Educación, han convocado oposiciones. La más significativa, la «socialista» Andalucía, con unas 2.300 plazas.


Lo de la unilateralidad de la decisión caló hondo. El propio Álvarez Areces se lo reprochó ayer al Ministro en el Senado: «No se puede hablar de diálogo en educación, y luego, en la práctica, tomar decisiones y medidas que perjudican a amplios colectivos».


Sobre el número de perjudicados nadie se pone de acuerdo. El ministro Wert considera «muy exagerada» la cifra de 60.000 opositores que deben cambiar sus «libros de texto» para ponerse a estudiar. Los que ahora valen son los que servían en 1993 y 1996. Wert recordaba que los temarios derogados habían sido aprobados en su día con más comunidades autónomas en contra que a favor. La situación se vuelve un tanto kafkiana, porque el propio ministro ha anunciado unos temarios nuevos a corto plazo, cuando la situación económica permita una oferta importante de empleo público docente.


La polémica también acompaña a Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid, quien decidió anular las zonas escolares para la baremación de los alumnos. En dos años, la cercanía al centro no dará puntos al convertir Madrid en un único distrito educativo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014