17 de febrero de 2012
17.02.2012
 

Negocian una indemnización para los afectados por las prótesis con desgaste rápido

Una firma madrileña de abogados alerta sobre la prescripción de algunos casos si no se reclama

17.02.2012 | 01:00

Oviedo, E. G.


La firma de abogados que ha unido al mayor grupo de afectados en España por la implantación de prótesis de cadera susceptibles de dar malos resultados negocia con los abogados de la firma multinacional Johnson & Johnson para tratar de llegar a un acuerdo compensatorio con los afectados, algunos de ellos de Asturias.


Aguirre Abogados, despacho con sede en Madrid, hizo ayer un llamamiento a los implantados con este tipo de prótesis para unir fuerzas alrededor de la página web www.afectadosdepuy.com. Un portavoz de los abogados subrayó que cualquier acuerdo que se alcance sólo se aplicará a los afectados que se unan al grupo, «por lo que es posible que mucha gente que no está representada se quede fuera del mismo por la prescripción del caso».


Por el momento la compañía está negociando de forma individual en cada país con los distintos abogados representantes de pacientes. La representación jurídica de los afectados en España considera que «en el momento en que se llegue a un acuerdo en alguno de los países, éste se extenderá al resto de países. Pero sólo podrán beneficiarse del mismo aquellos afectados que se hayan adherido a la negociación».


El asunto de las prótesis de cadera viene de lejos. Según señalaba ayer Alejandro Braña, jefe del servicio de traumatología del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), no se trata de prótesis defectuosas, sino que presentan «un desgaste prematuro, lo que puede conducir a una degradación de los tejidos alrededor de ellas».


Son sofisticados aparatos que estaban diseñados para pacientes jóvenes y con vida muy activa, con prácticas deportivas; «prótesis pensadas para una duración por encima de los veinte años» explica Braña. Los problemas surgieron cuando entre el tercer y el quinto año después del implante la degradación de las prótesis comenzó en algunos casos a generar problemas.


Las prótesis fueron retiradas del mercado ya en 2010. La implantación en Asturias de este polémico modelo fue pequeña.


Por otra parte, la Oficina del Defensor del Pueblo ha trasladado al Ministerio de Sanidad la «creciente preocupación» de las personas afectadas por los implantes mamarios PIP y está estudiando las acciones adoptadas por las administraciones de otros países de la UE para establecer «líneas de actuación».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014

Enlaces recomendados: Premios Cine