19 de mayo de 2012
19.05.2012

¡Viva la Pepa!

Los Reyes y el Gobierno conmemoran en Cádiz los 200 años de la primera Constitución española, la de la felicidad de la nación

19.03.2012 | 01:00

Oviedo, F. G. / Agencias


Los Reyes y el Gobierno en pleno participarán hoy en Cádiz en un solemne acto institucional para celebrar el bicentenario de la promulgación de la Constitución de 1812, la primera que estableció en nuestro país la soberanía popular, la división de poderes, la libertad de expresión y de imprenta, convirtiéndose en una de las más liberales de su tiempo.


Se conmemorará así el nacimiento de las libertades y los derechos civiles en nuestro país, del concepto de ciudadano y de la España moderna. Los máximos representantes del poder legislativo y judicial también acudirán al acto, que tendrá lugar a mediodía en el Oratorio de San Felipe Neri, lugar donde se promulgó hace 200 años la Pepa, llamada así porque vio la luz el día de San José. Esta Carta Magna influyó en la redacción de varias constituciones europeas y tuvo una influencia decisiva en las de la mayoría de los estados americanos tras su independencia.


Sus 384 artículos son un hito en favor de los derechos y libertades, aunque excluye a la mujer de la participación política. En los primeros de esos artículos se proclama que «el objeto del Gobierno es la felicidad de la nación», que «el amor a la patria es una de las principales obligaciones de todos los españoles» y que «la religión de la nación española es y será perpetuamente la católica, apostólica y romana, única y verdadera».


En la Pepa se reconocía la condición de español no sólo para los habitantes de la metrópoli, sino para los avecindados en el resto de territorios de ultramar y sus hijos, además de «los libertos que adquieran la libertad en las Españas». Los derechos de ciudadanía quedaban en suspenso por «no tener empleo, oficio o modo de vivir conocido» por deudas con la Hacienda pública, por estar procesado criminalmente y también por ser sirviente doméstico.


En el artículo 12 se prohibía el ejercicio de cualquier religión que no fuera la católica. Los representantes a Cortes se elegían mediante la juntas de parroquia, partido y provincia; pero las mujeres no podían participar en la elección ni ser diputadas. Estaban excluidas, como los jóvenes menores de 25 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014

Enlaces recomendados: Premios Cine