01 de marzo de 2015
01.03.2015

Dos iniciativas de la Consejería de Sanidad, catalogadas como buenas prácticas del Sistema Nacional de Salud

El programa de detección y comunicación del cáncer profesional y la formación de los profesionales sanitarios en atención al embarazo, parto y lactancia obtienen este reconocimiento

01.03.2015 | 12:40

El Ministerio de Sanidad ha reconocido dos programas de la Consejería de Sanidad en su convocatoria de Buenas Prácticas en el Sistema Nacional de 2014. Se trata, en concreto, del proyecto de detección y comunicación del cáncer laboral en Asturias y de la formación de profesionales sanitarios en atención al embarazo, parto y lactancia.

El ministerio considera que el programa asturiano de detección del cáncer profesional es una actividad innovadora en cuanto a la notificación de este tipo de tumores. Las patologías relacionadas con el trabajo constituyen un porcentaje importante de las muertes causadas por enfermedad. Sin embargo, es frecuente que estén mal diagnosticadas y notificadas, en gran medida por la dificultad que entraña demostrar el vínculo causal entre la enfermedad y las condiciones laborales. Esta situación resulta aún más evidente en el caso del cáncer por el largo periodo de latencia que transcurre entre el inicio de la exposición laboral y el diagnóstico, que puede ser superior a los 30 años. Además, el desconocimiento de su magnitud real dificulta en gran medida la prevención y, por tanto, la puesta en marcha de medidas preventivas que contribuyan al descenso de su incidencia.

En este escenario, y teniendo en cuenta además la obligación legal de los médicos del sistema público de comunicar las sospechas de enfermedad laboral, la Consejería de Sanidad puso en marcha en enero de 2011 el programa de detección y comunicación de cáncer profesional, con el objetivo de facilitar la notificación y avanzar en el conocimiento de la patología de origen ocupacional.

Desde su implantación, Asturias lidera la declaración de casos de cáncer laboral reconocidos por la Seguridad Social a nivel nacional, según el Observatorio de Enfermedades Profesionales del Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Atención al parto

La formación de los profesionales sanitarios asturianos en atención al embarazo, parto y lactancia también ha sido considerada como una buena práctica. En este caso, el trabajo parte de la existencia de una excesiva medicalización de este proceso fisiológico y de la necesidad de extender la lactancia materna.

También señala la importancia de diferenciar el cuidado de las mujeres embarazadas y la atención al parto de otros procedimientos médicos ya que se trata de una población sana y de un proceso importante y trascendente en la vida de las mujeres y de sus parejas. Y recuerda que es preciso procurar que el nacimiento sea en las mejores condiciones.

El plan plantea como objetivo actualizar el conocimiento profesional, establecer espacios de debate para mejorar estos procesos y desarrollar tres líneas de trabajo: encuesta de opinión a las embarazadas asturianas, creación de un comité regional para la atención al parto y nacimiento, y el trabajo conjunto de sociedades profesionales, asociaciones ciudadanas y el instituto asturiano de la mujer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014