DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puértolas: "La reapertura del Campoamor es un faro encendido para los artistas"

La soprano, protagonista de "Les mamelles de Tirésias", denuncia "el desamparo" en el que el covid ha sumido a los profesionales de la lírica

La soprano Sabina Puértolas.

La soprano Sabina Puértolas. IRMA COLLÍN

La soprano Sabina Puértolas es una de las cantantes líricas españolas con mayor trayectoria internacional. Durante estos días esta inmersa, en el teatro Campoamor, en los ensayos de "Les mamelles de Tirésias", la obra con la que el viernes empieza la nueva temporada de la Ópera de Oviedo, en un programa doble, que incluye "L'heure espagnole", que se representará los días 4, 6, 8, 10 y 12 de este mes. Puértolas interpretará el personaje de Thérèse en el primero de los dos títulos, una mujer que se revela contra las convenciones impuestas. La soprano aragonesa ha sufrido el parón de la cultura por la pandemia en primera persona, con varios proyectos cancelados por todo el mundo. Puértolas considera trascendental para la profesión que, en este momento, instituciones como el Teatro Real en Madrid y ahora la Ópera de Oviedo, en el Campoamor, están retomando la actividad artística. "Son una especie de faro encendido, que pone de manifiesto que sí se puede abrir un teatro y tener total seguridad", opina.

Los artistas "nos hemos sentido desamparados, al no poder obtener ayudas directas", cuenta Sabina Puértolas sobre la situación a la que les ha abocado la pandemia. "Es muy difícil para la gente de nuestra profesión ahorrar, porque tenemos muchos gastos y vivimos al día. Hay gente que lo ha pasado realmente mal".

Puértolas explica que los teatros nacionales sí han recibido ayudas de las instituciones públicas, pero se pregunta "¿qué pasa con aquellos artistas que nos hemos quedado en casa?". Detalla, además, que el tipo de contrato que los cantantes firman varía de un sitio a otro. "Estás en tierra de nadie porque algunos teatros te dan de alta como autónomo y otros lo hacen con nómina. El día que se decidan a darnos de alta a todos de una misma manera y se unifique toda la situación, será cuando los artistas podremos acceder a percibir alguna ayuda en caso de que pase una catástrofe como esta, pero así como están ahora las cosas no se puede.

Enfatiza que lo más importante es "ayudar a los artistas que durante esta pandemia han estado desprotegidos, la mayoría. Yo pensaba que todo iba a mejorar, que todos íbamos a aprender de los errores, pero creo que estamos como si no hubiera pasado nada".

Sabina Puértolas refiere que los ensayos en el teatro Campoamor de este primer programa doble con el que se abrirá la temporada se están realizando con mascarilla, pese a las dificultades que puede ocasionar a los cantantes a la hora de respirar o de proyectar la voz. "Es contraproducente para nosotros; agobiante y estresante, pero estamos muy concienciados. Nosotros estamos poniendo de nuestra parte", asegura la soprano. "Lo más importante es que la producción vaya para adelante y que nadie se infecte", afirma y habla del cuidado que se está poniendo para que toda la compañía limite sus interacciones: "Vamos del teatro a casa y de casa al teatro".

Para Sabina Puértolas, la vuelta a los escenarios en estas circunstancias "es un regalo, y aunque todo lo anterior suene muy negativo, lo cierto es que estamos muy contentos por estar de nuevo encima del escenario". Se esfuerza en transmitir el mensaje de que si en Oviedo empieza la temporada lírica, y con garantías, "es porque realmente se puede. Nosotros tenemos el deber de hacerlo y hacerlo bien para señalar que este es el camino que deben seguir otros teatros".

En lo relativo a los proyectos internacionales que se trae entre manos, la soprano comenta que algunas de las producciones de ópera canceladas en las que ella tenía previsto participar se han reprogramado para la siguiente temporada. "He recibido ayudas de los países en los que se han cancelado mis participaciones, de Francia y Estados Unidos, sin embargo en España no ha sido así. Me he sentido ayudada por otros antes que por mi propio país, que es donde yo pago mis impuestos", se lamenta Puértolas.

Sabina Puértolas también valora lo positivo de esta situación. Desde la llegada de lo que se ha dado en llamar nueva normalidad, la protagonista de "Les mamelles de Tirésias" ha ofrecido varios conciertos. Tiene la impresión de que la vida operística se está reactivando y de que surgen nuevos proyectos líricos. De todos modos insiste en que, en los círculos artísticos, "hay mucha gente pasándolo mal, porque las producciones de ópera se están haciendo a cuentagotas, y llevamos muchos meses sin trabajar".

Compartir el artículo

stats