Las mujeres dominan la investigación académica. Según un estudio del Instituto Asturiano de la Mujer, en 2018 (último año del que se tienen cifras), el 59 por ciento de las tesis doctorales presentadas en el Principado estaban firmadas por mujeres. Sin embargo, estos datos revelan que ellas siguen siendo minoría en la rama de la ingeniería, industria y construcción. Sólo una de las 12 tesis aprobadas hace dos años fueron elaboradas por una mujer.

Según los datos que maneja el Instituto Asturiano de la Mujer, en 2018 hubo una importante caída en el número de tesis presentadas en Asturias y en España. Sin embargo, la presencia de las mujeres aumentó, tras tres años consecutivos de caída. En 2018 el 59 por ciento de las tesis firmadas en el Principado llevaban nombre de mujer. Un año antes, esa proporción había sido del 48 por ciento.

El 40 por ciento de las tesis aprobadas elaboradas por mujeres fueron en la rama de conocimientos: en ciencias físicas químicas y geológicas hubo paridad entre sexos; mientras que en ciencias de la vida el 75 por ciento de las tesis fueron hechas por mujeres. En la rama de ingeniería, industria y construcción, sólo una de las doce tesis aprobadas la hizo una mujer.

El incremento en las tesis contrasta con la tasa de presencia femenina en las actividades de investigación científica y desarrollo tecnológico en el Principado. De las 3.3331 personas empleadas a jornada completa en este sector, sólo el 43,3 por ciento son mujeres.

Aunque la enseñanza superior es el sector que contrata a más mujeres para este tipo de actividades, su peso es mayor en las administraciones públicas: 50,9 frente a 54 por ciento. Entre el personal contratado en actividades de I+D, las mujeres son el 45 por ciento del personal contratado.

Ellas, mayoría en la Universidad

Estos datos van en sintonía con la proporción de estudiantes universitarios. Según un informe del Instituto Asturiano de la Mujer, el 54 por ciento de los alumnos de la Universidad en el Principado son mujeres. El ámbito de la salud y los servicios sociales es el más feminizado, con un 75 por ciento de presencia femenina. En informática la proporción de mujeres es del 17,3 por ciento y en ingenierías del 29 por ciento.