Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dudamel, maestro de asturianos

“Es fantástico, maravilloso”, afirman los músicos gijoneses que el viernes tocarán en Oviedo bajo la batuta del director venezolano

Un momento del ensayo de parte de la orquesta “Encuentros”, con Dudamel en el centro y “Las meninas” al fondo, en el Museo del Prado. | LNE

“Me lo esperaba muy muy bueno, pero es mucho mejor”. Así resume el violinista gijonés Jesús Menéndez Camaño , junto a calificativos como “fantástico o maravilloso”, lo que está viviendo estos días en Madrid, donde, junto a jóvenes de todo el mundo, forma parte de la orquesta “Encuentros”, creada y dirigida por Gustavo Dudamel, del que dicen que es el mejor director de orquesta del mundo.

Menéndez Camacho, estudiante de segundo curso de violín del Conservatorio Superior de Música Eduardo Martínez Torner del Principado de Asturias, en Oviedo, fue uno de los privilegiados que la tarde del lunes ofrecieron un concierto en la sala de “Las meninas” del Museo del Prado. El venezolano Gustavo Dudamel dirigió ese primer concierto de la gira que llegará a Oviedo este viernes, a las 19 horas. Será en el Auditorio Príncipe Felipe y las entradas están agotadas desde hace tiempo.

“Tocamos en el Prado y fue fantástico, sonó genial”, enfatiza el gijonés, que subraya además que “el sitio me enamoró”. “Nunca había estado en un ‘plató’ con tantas cámaras y además rodeado de cuadros de Velázquez, fue impresionante y me encantó estar dentro del meollo”, explica desde Madrid. No inmortalizó el evento. Tenía a Dudamel dirigiendo y estaba en un espacio único pero él lo tenía claro: “Ni me acordé de hacer fotos con el móvil, solo de tocar”. Había que cumplir con el maestro, con Dudamel, “un tío que si se tiene que parar mil veces para repetir tres notas y que suene perfecto, lo hace”.

Los jóvenes músicos europeos y americanos que forman parte del proyecto de Dudamel comenzaron los ensayos el pasado día 16. “Es genial, no puede ser mejor, ensayamos de diez a doce horas al día”, detalla el violinista gijonés.

Sara García, en el centro, con Gustavo Dudamel y su esposa, la actriz María Valverde, que también forma parte del proyecto. | LNE

Jesús Menéndez es uno de los tres estudiantes del Conservatorio ovetense que han sido seleccionados, entre aspirantes de todo el mundo, para participar en el proyecto de Dudamel. Sara García Canal, también gijonesa, estudia segundo de violonchelo. Ayer, tras el ensayo de la mañana, destacaba la “exigencia” no solo de Dudamel, sino de todos los músicos profesionales con los que están trabajando estos días.

Sara García trabaja por las mañanas junto a Johan Stern, violonchelo principal de la Gothenburg Symphony Orchestra, y con Tamas Varga, de la Vienna Philharmonic. Los músicos ensayan por instrumentos durante unas horas y por la tarde se reúnen todos bajo la dirección de Dudamel.

“Los ensayos son una locura, muchísimas horas y con un nivel altísimo”, explica la también gijonesa, a quien esa exigencia en lugar de preocuparle le motiva aún más, “le echo las horas que haga falta”.

Además de los ensayos, Sara García, se ha encontrado con otro trabajo con el que no contaba. La Fundación Dudamel, responsable del proyecto, “nos ha puesto una chica que viene al hotel cuando ensayamos para ayudarnos con cuestiones de respiración, nervios y relajación para evitar el estrés”.

“Tocar con Dudamel en el Prado, ante ‘Las meninas’, fue tremendo”, dice Jesús Menéndez

decoration

A la experiencia de estar bajo la dirección de Dudamel y ensayando con músicos de algunas de las mejores orquestas del mundo se suma también el intercambio de culturas. “La gente es genial, nos llevamos todos fenomenal y parece que nos conocemos desde siempre”, resume García.

Tanto ella como su compañero Jesús Menéndez tienen “muchísimas ganas de llegar a Oviedo” para mostrar lo que han aprendido estos días con el que para ellos es, sin duda alguna, el mejor director de orquesta del mundo.

Junto a ellos estará otra violinista del Conservatorio Superior del Principado, Laura Morena González. Es madrileña pero está afincada en Oviedo. Estudia cuarto de violín y viajó a Asturias atraída por la calidad de la enseñanza.

Los tres han aprovechado esta oportunidad única y el viernes lo demostrarán en Oviedo en uno de los conciertos más esperados de la temporada. El domingo y el lunes la orquesta “Encuentros” se presentará en Tenerife y Gran Canaria. Ahí se pondrá punto final a una experiencia que no olvidarán nunca, que les ha supuesto un trabajo ingente pero que se compensa con la satisfacción de haber estado ahí.

Compartir el artículo

stats