Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Herminio Huerta Cárcaba | Escritor, publica “Vocabulario extravagante”

“La sonrisa debería ser obligatoria”

Herminio Huerta Cárcaba.

Herminio Huerta Cárcaba.

“Vocabulario extravagante” es el nuevo libro muy libre de Herminio Huerta Cárcaba, continuación de su “Diccionario gamberro y canalla (para gente lista)”. Economista, exdirector regional de banca de empresas del Banco Herrero y exdirectivo del Banco Atlántico en Hispanoamérica, Huerta (Latores, 1948), colaborador de LA NUEVA ESPAÑA, ofrece “un compendio de frivolidades y ocurrencias para provocar la risa, lo que, en estos tiempos tan peculiares, lo vuelve extraño y raro”.

¿Aquí hay más gamberradas y canalladas?

–Sí, claro. Este libro, que por cierto, se compra en Amazon, que es quien lo publica y, además te lo llevan a casa, viene a ser la segunda parte del “diccionario gamberro y canalla” que edité en 2019, así que también hay algunas canalladas.

–¿Palabra(s) de humor?

–Me produce diversión imaginar que tienen un significado diferente al que todo el mundo conoce. Por cierto que, el uso de las palabras no lo fija la Real Academia de la Lengua, sino el pueblo que utiliza el lenguaje.

–¿Frivolidad, cosa seria?

–Por supuesto, ya que la tenemos a la orden del día. Solamente hay que ver a los gobernantes que, en los asuntos importantes, no tiene ningún reparo en mentir y cambiar de opinión a diario. Jugar con la libertad y las cosas de comer, como hacen ellos, es pura frivolidad.

–Valore una sonrisa.

–Una sonrisa da mucho al que la recibe y no le cuesta nada al que la da, así que debería ser obligatoria, por ejemplo, para las personas que atienden al público. Dicen los japoneses que “el que no sabe sonreír, no puede poner una tienda”.

–¿Provoca que algo queda?

–La provocación, sin ánimo de violencia, es saludable pues estimula e invita a la persona que se provoca a ponerse las pilar para mejorar.

–¿Entretener, medio o fin?

–Es bastante difícil entretener divirtiendo, así que debería ser ambas cosas: medio y fin.

–¿El humor es solo para gente lista?

–Hay personas listas y otras menos y hay humor bueno y humor malo. El bueno es aquel que te sorprende por su espontaneidad. No cabe duda de que siempre hay duros de mollera que les costará mas entender ese tipo de humor, pero no creo que sea patrimonio exclusivo de los listos.

–¿Virus de humor?

Pandemia: enfermedad epidémica provocada por los osos de china. Vacuna: camita para bóvidos. Contagio: infección transmitida por un contable. Teletrabajo: labor que desempeñan los técnicos de televisión.

–¿De qué hablaría con un político en el ascensor?

–En ese breve trayecto, haría una pregunta socrática que como sabes no requiere respuesta pues, siendo tan obvia se contesta por si misma, diciendo: ¿Hay alguien aquí que vive de los impuestos de los ciudadanos y se merece el sueldo?.

–¿De qué tema no se reiría nunca?

–De los impuestos y la Hacienda Pública. Es lo único serio.

–¿La herejía enriquece el lenguaje?

–Claro, como decía Unamuno: las lenguas como las religiones viven de herejías. Yo con este libro lleno de heterodoxia pretendo contribuir a enriquecer el diccionario.

–¿Se ríe por no llorar cuando ve el telediario?

–Los noticieros están hechos para aumentar audiencia y lo que mas vende son las malas noticias, así que cada vez veo menos los telediarios.

Compartir el artículo

stats