Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Paisaje dulce para el encierro de una soledad en plenitud

Foto de lo que Menchu Álvarez del Valle veía delante de su casa de Sardéu durante el confinamiento. | Menchu Álvarez del Valle

Foto de lo que Menchu Álvarez del Valle veía delante de su casa de Sardéu durante el confinamiento. | Menchu Álvarez del Valle

Al finalizar la primera conversación, Menchu del Valle me envió esta fotografía de lo que veía desde casa, la pequeña finca de “La Arquera” de Sardéu y le evitaba la claustrofobia del encierro. Este fue el escenario al que eligió retirarse su último cuarto de siglo, donde conoció a Felipe de Borbón, el novio de Letizia Ortíz, su nieta favorita, y donde acompañó el cáncer de su marido, José Luis Ortiz, y donde se mantuvo autónoma mientras las fuerzas la acompañaron.

Compartir el artículo

stats