Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marino Pérez ingresa en la Academia de Psicología de España por defender "verdades incómodas"

La institución reconoce al profesor asturiano, que advirtió, en su discurso de acceso, que las redes sociales producen "más soledad que conexión"

Marino Pérez, en el centro, flanqueado por José Muñiz y José Ramón Hermida

Justo en el año que se jubila como profesor de la Universidad de Oviedo, Marino Pérez es reconocido por la Academia de Psicología de España. La institución, formada por los mejores expertos del país, entre ellos los asturianos José Muñiz y José Ramón Fernández Hermida, celebró el pasado viernes su ingreso como académico. "Es para mí un gran honor y un reconocimiento haber sido elegido por colegas de reconocido prestigio y pertenecer ahora a un grupo selecto de académicos que hemos hecho contribuciones a la psicología y todo lo que esta representa para la sociedad", asegura.

Sus aportaciones, dice, son dos principales. Una, "haber abordado temas y problemas psicológicos más allá del camino trillado". Algunos de estos temas, describe, "han sido polémicos como decir que el TDAH no es una enfermedad mental que se deba medicar, sino un problema de conducta para la que son necesarias ayudas psicológicas y educativas". Pérez también ha sido crítico con la ideología queer y, de hecho, ha publicado recientemente un libro junto a José Errasti ("Nadie nace en un cuerpo equivocado"). "Por un lado, supone un retroceso en logros del feminismo y, por otro, lleva a niños y adolescentes a procesos de transición fármaco-quirúrgicos que suponen daños irreversibles", opina. En definitiva, el catedrático Psicología de la Personalidad, Evaluación y Tratamientos Psicológicos de la Universidad de Oviedo ha defendido, a lo largo de su trayectoria profesional, "verdades incómodas que una vez explicadas –apunta– mucha gente está de acuerdo con ellas".

En el acto del viernes, Marino Pérez pronunció un discurso de ingreso sobre las redes sociales titulado: "La muchedumbre solitaria en tiempos de las redes sociales: psicología del individuo flotante". El profesor, que se jubilará definitivamente el próximo mes de agosto, se refirió "a cómo el uso de las redes sociales (Facebook, Instagram, Tumblr o TikTok) están produciendo en los usuarios más empedernidos (típicamente adolescentes) una diversidad de malestares, entre ellos ansiedad, depresión, conductas autolesivas, disforia de género y soledad". "No es que las redes sociales causen estos problemas –explica Pérez–, que ya venían de antes, sino que los exacerban a niveles nunca alcanzados, en vez de atemperarlos como sería de esperar". "A pesar de su nombre, las redes sociales producen más soledad que conexión con otros. Estar conectado no implica estar con otros, sino más bien estar solos juntos", remata.

El catedrático de la Universidad de Oviedo dice más: "Los malestares de las redes se deben a la continua comparación social con otros teniendo la impresión de que los demás son más felices que uno, y a la envidia que implica. ¿Cómo ser feliz si los demás son perfectos?". "Para entender más cabalmente el uso y efectos de las redes sociales utilizo el concepto de individuo flotante desarrollado en su día por Gustavo Bueno. Se refiere a la ligereza y levedad del ser, y a la falta de sentido que fácilmente produce nuestra sociedad líquida en muchos individuos. La levedad del ser cuando implica vacío, falta de sentido y soledad se torna insoportable levedad del ser. Y de ahí los malestares citados", profundiza.

Con su ingreso en la Academia de Psicología de España, Marino Pérez celebra que seguirá "en la vida académica", pese a su próxima jubilación. Eso sí, "sin la abrumadora burocracia que la universidad impone y sin estudiantes". "Seguiré pero con otro público más variado: desde los doctores académicos a los profesionales de la psicología. La Academia ofrece un marco único para tratar los temas que sean sin prisas ni cortapisas", opina. La institución se constituyó en 2011 y hoy en día está formada por treintena de miembros, los psicólogos más destacados de todo el país.

Compartir el artículo

stats