Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Soledad Puértolas: "En la Academia nos preocupa el lenguaje de las redes"

La novelista participa en la inauguración del Congreso de Escritores de Gijón: "El verdadero poder de la literatura es no dejarse manipular"

Por la izquierda, José Luis Díaz, Manuel Ángel Vallina, Rosa María Calaf, Soledad Puértolas, Covadonga Sánchez y Rafael Heredia, ayer, en el acto inaugural del Congreso de Escritores de Gijón. | Carlos Rodríguez

Una de las reflexiones más interesantes que hizo ayer Soledad Puértolas, integrante de la Real Academia Española, llegó hacia el final de su intervención en la inauguración del Congreso Internacional de Escritores de Gijón. Y fue para encarar el futuro. "Nos preocupa el lenguaje de las redes, donde predomina el lenguaje técnico y más simplificado", reconoció la novelista aragonesa.

Gonzalo Moure, segundo por la izquierda, entre los asistentes al congreso. Ángel González

"Nos estamos quedando sin matices, ni reflexión, ni espacio para las frases subordinadas y los pensamientos subordinados", advirtió en su alocución, uno de los platos fuertes de la jornada inaugural de la quinta edición del congreso, que se celebra hasta mañana en el hotel Abba Playa, con la participación de un centenar de personas. "La lengua española está viva y es muy rica, pero hay que hacer una llamada para comprender que la reflexión es fundamental y que está en el lenguaje. Y que si se usa un lenguaje poco reflexivo, mal ejemplo se está dando", alertó Puértolas.

La cita se inauguró con la presencia de Covadonga Sánchez y José Luis Díaz, presidenta y vicepresidenta de la asociación de Escritores Noveles; la periodista Rosa María Calaf; la propia Soledad Puértolas; el concejal de Cultura de Gijón, Manuel Ángel Vallina, y Rafael Heredia, consejero técnico de la dirección general del libro y fomento de la lectura del Ministerio de Cultura.

Para Puértolas, "la lectura es muy importante individual y colectivamente, como un elemento que nos ayuda a mejorar la sociedad y fomentar el espíritu crítico. Para que haya lectura tiene que haber libros, y para que eso suceda son necesarios los escritores, por eso hay que defender la labor de los escritores como creadores y darles las oportunidades que necesitan".

La autora de "Queda la noche" subrayó la importancia de la literatura, "que tiene ese punto descabellado y poder formativo y transformador". Y recalcó, además, lo que vale su esencia: "El verdadero poder de la literatura es no dejarse manipular".

Su encuentro con el público, moderado por el editor Cristian Velasco, llevó a la académica a ahondar en estas ideas. "El enriquecimiento de palabras, matices y lenguaje es el reflejo de una realidad compleja, que no podemos obviar, porque si se simplifican las palabras, se simplifica nuestra noción de la sociedad", explicó, para confesar más tarde cómo reacciona ella ante las críticas. "Es un poco angustioso ver cómo se recibe el libro, por eso duelen las malas críticas, porque todos los escritores queremos ser entendidos por todos, aunque es imposible. Es nuestra ambición y no podemos renunciar a eso".

En la primera jornada del Congreso de Escritores también participó el escritor Gonzalo Moure, que abordó las vocaciones y la literatura infantil y juvenil: "Lo que les pedimos a los niños cuando leen nuestros libros es que sean capaces de soñarlos".

Compartir el artículo

stats