Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Premios "Princesa de Asturias"

Empeño y oficio de princesa frente a la dificultad: hasta plantó un tejo

Leonor pasa en Cadavedo el momento más complicado de todas sus visitas en Asturias debido a una gastroenteritis y aún así encontró fuerzas para sonreír en todo momento

Vídeo: Así fue la visita de la Familia Real a Cadavedo

Vídeo: Así fue la visita de la Familia Real a Cadavedo Amor Domínguez

Para ver este vídeo suscríbete a La Nueva España o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Vídeo: Así fue la visita de la Familia Real a Cadavedo Juan A. Ardura

La Princesa Leonor vivió ayer la más difícil y complicada prueba de sus visitas en Asturias, que afrontó con empeño, ganas y oficio. Aguantó dos horas de paseo, saludos y charlas pese a estar aquejada de una gastroenteritis, que impidió a su hermana Sofía ir hasta Cadavedo. La entrega del premio al "Pueblo ejemplar" supone cada año una cita muy esperada por su carácter más festivo, pero también porque es uno de los momentos en los que la Corona, y su heredera, están más cerca de la gente. Y Leonor había preparado este encuentro con mimo.

Si las audiencias del hotel de la Reconquista y la gala de los Premios que llevan su nombre en el Teatro Campoamor imprimen el sello más institucional, el "Pueblo ejemplar" pone el contrapunto, alejado de la etiqueta, y permite un acercamiento más personal tanto a los vecinos, esta vez de Valdés, como a personas venidas de otros puntos, no solo de Asturias sino del resto de España.

229

EN IMÁGENES: La Familia Real visita Cadavedo para hacer entrega del premio al Pueblo Ejemplar Luisma Murias

En cierto modo, supone un examen, muy distinto a los que habrá de superar la próxima primavera en el Atlantic College galés, donde cursa el segundo y último curso de Bachillerato Internacional, pero que la Princesa Leonor quería afrontar y pasar con nota. Y lo hizo... hasta que las fuerzas no se lo permitieron, como revelarían luego sus padres.

La Princesa adolescente, que mañana lunes estará a solo un año de alcanzar la mayoría de edad, trató de sobreponerse a la gastroenteritis que la traía a mal a traer desde que se levantó por la mañana. Se vistió con ropa de lo más casual, calzó sus playeros blancos y trató de cumplir con su obligación. De hecho, pocos podían imaginar, mientras la veían plantar un tejo frente a la iglesia parroquial, junto a Eduardo Coronas, uno de los alumnos del colegio de Cadavedo, que iba ser una de las últimas ocasiones de la jornada para aplaudir a la Princesa de Asturias, por mucho que pudiera parecer algo pálida. Menos aún después del gesto que tuvo al agacharse para recoger del suelo, y clavar junto al tejo, la pala que se le había caído a su compañero de faena. Una imagen que no pasó desapercibida para buena parte de los presentes, que agradecieron y aplaudieron.

La Reina da el parte médico de sus hijas en una intervención improvisada en la que leyó el discurso que había preparado la princesa de Asturias

La Reina da el parte médico de sus hijas en una intervención improvisada en la que leyó el discurso que había preparado la princesa de Asturias A.D.

La Princesa Leonor todavía tuvo fuerzas para regalar la mejor de sus sonrisas al descubrir la placa conmemorativa, que ya pone a Cadavedo en el mapa de los pueblos ejemplares de Asturias con todo lo que ello supone. Pero llegado el ecuador del amplio programa de la fiesta, cuando ya llevaba dos horas de un particular examen que no será el último, tuvo que decir basta. Toca recuperarse para regresar, con más fuerzas, a respirar los aires del Cantábrico.

La danza prima que no pudieron bailar Leonor y Sofía

Todo estaba preparado para que fuera la gran foto de la presencia de la Princesa Leonor y de su hermana, la Infanta Sofía, en Cadavedo. Ambas bailando la danza prima junto al grupo de La Regalina, en ese escenario sin igual, que enamoró al Padre Galo y donde los acantilados de la costa occidental asturiana ofrecen su más bella panorámica. Hubo danza prima, pero sin ellas. Cita pendiente.

Compartir el artículo

stats