16 de abril de 2018
16.04.2018

Una nueva parada salvadora

"Cuando vi a Mata que iba a rematar pensé que había que sacar ese balón como fuera porque habíamos peleado mucho", señala Mariño

16.04.2018 | 01:53
Mariño, al término del partido ante el Valladolid.

Otra vez una nueva parada salvadora de Mariño. De nuevo el meta gallego fue determinante para que el Sporting consiguiera la victoria. En los últimos minutos el portero rojiblanco atajó un remate de Jaime Mata, "Pichichi" de la categoría, que permitió que los puntos se fuesen para Gijón. "Cuando vi a Mata que iba a rematar pensé que había que sacar ese balón como fuera porque habíamos peleado mucho", confiesa Mariño. "Ha sido una buena mano la que he sacado, y lo más importante es que ha valido para llevarnos los tres puntos. La clave es estar bien colocado, y con los pies en el suelo para intentar reaccionar, es un tiro a bocajarro, es verdad que si lo ajusta mucho arriba no podría llegar, pero estaba bien colocado y tuve opciones de pararlo con una buena velocidad de reacción", subraya el meta.

Mariño contribuyó con su actuación a que el Sporting firmase su octava victoria seguida en Liga, pero el meta alaba también el trabajo solidario de todo el equipo para evitar que el Valladolid lograse puntuar. "La semana pasada estuvimos bien la primera parte ante el Reus y algo mal la segunda, donde sufrimos al final. Pero aquí en Valladolid hemos tenido que sufrir y achicar balones desde bien pronto. Eso quiere decir que el equipo sabe sufrir y estamos bien implicados en defensa", destaca el meta rojiblanco, que aún así advierte que el equipo tiene que intentar evitar partidos tan ajustados como el de Zorrilla. "Tenemos que tener controlados un poco más los partidos, Hemos tenido espacios para sentenciar un poco antes, y es algo que tenemos que aprender para próximos partidos", señala.

El Sporting firmó otro partido más con Baraja sin encajar. A Barba le tocó sufrir la movilidad de Jaime Mata. A su lado, Álex Pérez, también contribuyó a frenar al "Pichichi". "Han colgado muchos balones arriba, y cuando pasa eso no queda otra que hacerse fuerte. Sabemos que cualquier partido va a ser difícil, y más fuera de casa", señala el central madrileño, que lanza un mensaje de prudencia pese al buen momento del Sporting, que se mantiene líder otra semana más. "Quedan aún siete partidos, tenemos que seguir así, y agradecemos muchísimo a la afición el apoyo que nos muestra, que es algo increíble".

Otro de los protagonistas del partido fue Nano Mesa, que tras marcar la semana pasada ante el Reus esta semana asistió a Rubén García, y ha sustituido notablemente a Santos estos dos partidos. "Intento dar todo en que cada jugada y cada balón que me den. Luché bien esa jugada, vi a Rubén por el rabillo del ojo, lo encontré y lo marcó", señala.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine