12 de septiembre de 2018
12.09.2018

La visita a Turín unió al club y al Torino

12.09.2018 | 02:21

"Fue un acto bonito que nos unió para siempre". Manuel Vega-Arango conserva la foto del homenaje que la directiva del Sporting rindió en Turín, en 1978, a las víctimas del accidente aéreo que, en 1949, segó la vida a 31 personas, entre ellas varios jugadores del Torino, en la conocida "tragedia de Superga". Los rojiblancos cayeron en el Comunale (1-0), pero pasaron de ronda. Vega-Arango comandaba entonces una directiva que completaban, además de Roberto Entrialgo, Toni Díaz y Antonio Mortera, los ya fallecidos Juan Nespral, Rafael Murillo, Félix Margolles, Jesús de la Puente, Anselmo Gutiérrez, Luis Cueto, Pedro González y Florentino Fernández. "Hay que recordar también la figura de otros directivos que nos ayudaron, antes, durante o después, como Enrique Pendás o Juan Atorrasagasti. Este último, ya fallecido", señala. Vega-Arango, que fue presidente 21 años, en diferentes etapas; vicepresidente, durante 5 años, y futbolista rojiblanco durante una década, también cree que "se llegó a jugar en Europa en seis ocasiones por personas como Enrique Casas, Novoa, Miera, José Luis Rubio, Tamayo, José Manuel, Ramón González Vázquez, Pepe Ortiz, Loza, Germán Argüelles o Jesús Barrio. En la vida hay que ser agradecido y ellos fueron ejemplo de lealtad y trabajo hacia el club".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook