09 de febrero de 2019
09.02.2019

La utopía de reaccionar como hace un año sin centro del campo

09.02.2019 | 01:01
Aficionados del Sporting abandonan el campo antes del final del partido ante Osasuna.

Hace un año, por estas mismas fechas, el segundo fin de semana de febrero, el Sporting venía de perder el derbi, y a Gijón llegó el Numancia. Ese día los rojiblancos ganaron 2-0, y comenzó una racha de doce partidos sin perder. El Sporting era un equipo apático, tocado y con muchas dudas. Pero ese día comenzó una brillante reacción hacia el play-off. Esta temporada pasan las jornadas y ese cambio no acaba de llegar. El efecto José Alberto se desinfla poco a poco, el margen de reacción es más pequeño, y el salto definitivo sigue sin llegar. En un día para confirmarse el Sporting volvió a naufragar ante Osasuna, un equipo con ideas claras, en un gran momento y que huele a candidato al ascenso. El naufragio llegó como ante Zaragoza y Deportivo con un equipo herido en el centro del campo. La lucha infatigable de Cristian Salvador no basta. Ni Santana ni Nacho Méndez estuvieron a la altura. Y ayer, además faltó esa chispa de otros días arriba. Otra muestra de equipo cándido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook