Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La crónica del Sporting: Babin toma el relevo de Djuka

Un gol del francés en una acción de estrategia da la victoria al equipo gijonés en un partido discreto que el serbio pudo sentenciar en dos ocasiones claras

El momento en que Babin choca cabeza con cabeza con Boyomo, tras el remate que supuso el gol de la victoria para el Sporting.

El momento en que Babin choca cabeza con cabeza con Boyomo, tras el remate que supuso el gol de la victoria para el Sporting. LOF

Albacete 0 - 1 Sporting de Gijón

El día en que Djuka se ofuscó ante la puerta contraria apareció la cabeza de Babin para que siga la fiesta del Sporting. No le hizo falta mucho más, aparte de un par de paradas marca de la casa de Mariño, para llevarse los tres puntos del Carlos Belmonte. Cuarto partido con la portería a cero, tres victorias y un empate que refuerzan las aspiraciones del equipo de David Gallego. Salvo el tropiezo de Castellón y el desliz frente al Cartagena, el Sporting ha sacado rendimiento a este tramo amable del calendario. A partir del domingo, con la visita del Espanyol, vendrá la cuesta de marzo. Para afrontarla con garantías tendrá que mejorar las prestaciones porque el equipo periquito, la Ponferradina y el Mallorca no serán tan generosos como el Albacete, que se fue a la lona a la primera de cambio y arruinó sus esperanzas de remontada con una expulsión forzada por Djuka en su intervención más decisiva de la tarde.

El de ayer fue el típico partido de la Segunda profunda, en la que dos equipos juegan a no equivocarse y que, salvo chispazo aislado, se resuelve normalmente en una jugada a balón parado. El Albacete tuvo la suya en el minuto 17 y lo solucionó Mariño con su brillantez habitual. Sobre la media hora, con una estrategia un pelín más elaborada, el Sporting cantó victoria. Hasta ese momento, el partido se había debatido entre lo poco y la nada. A partir de ahí siguió igual porque los locales renunciaron a una presión adelantada y los de David Gallego no tenían ninguna prisa por sacar el balón de su defensa, donde Babin y Marc Valiente, apoyados por Javi Fuego, se lo pasaban y repasaban casi hasta el aburrimiento. El nudo solo empezó a deshacerse cuando Boyomo, que hasta ese momento había sido el mejor de su equipo, subestimó la capacidad de Djuka para perseguir un balón y le derribó cuando encaraba a Tomeu Nadal. Roja clarísima y un clavo más en el ataúd del Albacete.

En el juego no hubo una gran diferencia, por no decir ninguna, entre los dos equipos. El partido se resolvió por otros vericuetos del fútbol, alguno tan insondable como eso que llaman estado de ánimo. Ahí, ahora mismo, el Sporting es imbatible. Confía ciegamente en lo que hace, aunque durante muchos minutos aburra hasta a las piedras. Sabe que tiene a uno de los mejores guardametas, una defensa fiable, un centro del campo trabajador y un delantero en racha. El Albacete no tiene casi nada de eso, aunque Tomeu Nadal evitó por dos veces que Djuka adelantase la sentencia.

Tal como había advertido Alejandro Menéndez durante la semana, el Albacete arrancó con garbo, buscando el área del Sporting casi siempre por su banda derecha, donde el exsportinguista Álvaro Jiménez se mostró muy activo. Él fue el que lanzó la falta lateral que cabeceó Zozulia con malicia, pero no lo suficiente para sorprender a Mariño. Poco a poco, la tela de araña rojiblanca fue paralizando a los locales y en una falta de Jiménez a Saúl puso toda la carne en el asador. Manu García sacó hacia el segundo palo, Gragera la puso en el área pequeña y Babin se adelantó a su compatriota Boyomo a costa de llevarse un buen coscorrón que lo tuvo cuatro minutos noqueado.

Babin volvió al campo con un aparatoso vendaje justo a tiempo para defender un córner que cabeceó Boyomo, pero inocentemente, a las manos de Mariño. Así se escribió la historia del primer tiempo: la nada más absoluta, con la enorme recompensa para el Sporting de un gol que, tal como ésta defensivamente este equipo y cómo funciona la Segunda División, es como un tesoro.

El Albacete volvió del vestuario con un lateral derecho nuevo y la intención de honrar su condición de local. Le duró cuatro minutos. Bastó un pase en profundidad de Guille Rosas para que Djuka le robase la cartera a un Boyomo tan prometedor como inocente. Su intento de cesión a Tomeu se quedó corto y no le quedó otro remedio que agarrar a Djuka cuando buscaba su decimoséptimo gol de la temporada. La superioridad numérica anestesió aún más al Sporting y desquició al Alba, que estuvo a punto de quedarse con nueve por la fogosidad de Eddy Silvestre.

Cumic quemó su último cartucho antes de su cantada sustitución desperdiciando un buen pase de Gaspar Campos. Con Aitor García mejoró el ataque del Sporting, igual que Ortuño dio otro aire al del Albacete. Por eso, y porque las piernas ya empezaban a pesar, en el último cuarto de hora por fin llegaron las oportunidades. La tuvo Ortuño, en un pase en profundidad de Álvaro Jiménez que mandó a las manos de Mariño. Y desperdició dos seguidas Djuka tanto por demérito suyo como por acierto de un inspirado Tomeu Nadal.

Al Sporting no le interesaba jugar a la ruleta rusa y se esmeró aún más en su fútbol-control. Gallego incluso prescindió de Djuka, pero aún tuvo que aparecer Mariño para evitar que se fuesen dos puntos, al responder a una buena jugada individual de Ortuño. Fue el último susto porque el Albacete ya no daba para más. Sí pudo ampliar la ventaja el Sporting en otra arrancada de Aitor García, que intentó dar el pase de la muerte a Pablo Pérez, cortado in-extremis por Dani Torres para dejarlo todo como estaba.

Albacete-Sporting (0-1)

Albacete: Tomeu Nadal (2); Arroyo (1), Boyomo (1), Gorosito (1), Fran García (1); Álvaro Jiménez (2), Eddy Silvestre (1), Dani Torres (2), Fuster (0); Zozulia (1), Álvaro Peña (0).

Cambios: Benito (2) por Arroyo , min. 46. Kecojevic (0) por Fuster, min. 53. Jean Jules (1) por Gorosito, min. 65. Ortuño (2) por Zozulia, min. 65. Cedric (s. c.) por Álvaro Peña, min. 82.

Sporting: Mariño (2); Guille Rosas (2), Babin (2), Marc Valiente (1), Saúl García (1); Gragera (1), Javi Fuego (1); Cumic (0), Manu García (1), Gaspar Campos (2); Djuka (1).

Cambios: Pedro Díaz (1) por Manu García , min. 70. Aitor García (2) por Cumic, min. 70. Pablo Pérez (s. c.) por Djuka, min. 86. Cristian Salvador (s. c.) por Gaspar Campos, min. 93.

Gol: 0-1, minuto 30: Babin.

Árbitro: Pulido Santana (Comité Canario). Expulsó a Boyomo (min. 49) con roja directa. Amonestó por el Albacete a Eddy Silvestre, Fran García y Cedric; y a Gragera por el Sporting.

Carlos Belmonte: Sin público.

Compartir el artículo

stats