Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sustituir a Djuka, el difícil reto de Campuzano

El delantero catalán será el recambio en Ponferrada del serbio, que acapara un 60% de los goles del equipo, el delantero rojiblanco más determinante en lo que va de siglo

Víctor Campuzano, ayer, con las botas en la mano en Mareo.

Víctor Campuzano, ayer, con las botas en la mano en Mareo. Marcos León

Víctor Campuzano se enfrenta, este domingo, a su mayor reto desde que desembarcó en Gijón: suplir a Uros Djurdjevic, baja por acumulación de tarjetas. El serbio suma un 60% de los goles ligueros del Sporting este curso, convertido así en el delantero rojiblanco más determinante de lo que va de siglo, por delante de Scepovic, Santos o Villa. Unas cifras goleadoras que el equipo espera no echar en falta, gracias a la aportación de Campuzano.

El delantero catalán volvió ayer a completar el entrenamiento junto a sus compañeros, dejando claro que está preparado para redebutar frente a la Ponferradina. El atacante, incorporado en el mercado de invierno, ya disputó sus primeros minutos frente al Logroñés, en la victoria rojiblanca por 0-4, pero el domingo podría salir por primera vez de inicio.

El reto que se le plantea no es pequeño: hacer olvidar la baja del mejor delantero de la categoría esta temporada, “pichichi” con 17 goles. “Sabemos que Djuka marca las diferencias en el área contraria, pero tenemos argumentos suficientes para hacer daño a cualquier rival sin él”, aseguró ayer en sala de prensa Jean-Sylvain Babin, poniendo el foco, precisamente, en el exatacante perico. “Tenemos a Pablo Pérez y a Campuzano como recambios, tenemos total confianza con ellos”, aseguró.

A ello se suma otra petición, apoyada por el técnico rojiblanco David Gallego, que ya la manifestó hace unas semanas. “Tenemos que hacer más goles los jugadores de segunda línea, los laterales y los centrales, no solo los delanteros”, enfatizó el zaguero rojiblanco. Todo, para evitar esa “Djukadependencia” que actualmente tiene el club. El serbio es, a estas alturas de la temporada, el único jugador que ha visto puerta más de dos veces –Aitor García y Gaspar suman un par de tantos–, acaparando el rendimiento ofensivo del equipo, con unos números altamente llamativos: suma 17 de los 28 goles del Sporting en Liga, lo que se traduce en un 60% de los tantos rojiblancos.

Unas cifras nunca vistas en el club en lo que va de siglo, como así lo refrendan las comparaciones con otros grandes goleadores del Sporting en los últimos años. A estas alturas del campeonato, el único que sumaba tantos goles como Djuka era Scepovic, en la temporada 2013-14. Sin embargo, el equipo tenía entonces más acierto de cara a portería, con lo que los 17 tantos del serbio suponían solo el 38% de los 45 goles del Sporting. Scepovic terminó el curso anotando 23 goles.

El jugador con mejor porcentaje a estas alturas era el David Villa de la temporada 2002-03, con 11 goles de 27, un 40% del total –acabó el año con 20–. El año anterior, el de Tuilla sumaba 12 goles de los 36 que llevaba el Sporting, es decir, un tercio del total, en una temporada en la que acabó con 18 tantos. Michael Santos, que acabó el año con 17 tantos, sumaba a estas alturas 12 de los 38 del equipo, un 31,5%. Guarismos todos ellos alejados de los de Djuka, que Campuzano intentará hacer olvidar el domingo.

Compartir el artículo

stats