Los servicios médicos del Sporting evitaron ayer dar plazos para la vuelta a los terrenos de juego de Víctor Campuzano. El catalán sufrió en la primera parte del derbi asturiano una lesión en los isquiotibiales de su pierna izquierda que las pruebas radiológicas concretaron como una rotura del bíceps femoral, que podría tenerle alejado de los terrenos de juego entre uno y dos meses, según la opinión de los expertos.

Una fecha de vuelta que ayer Antonio Maestro, jefe de los servicios médicos del Sporting, no quiso concretar. “Es una lesión frecuente en el mundo del fútbol. Se le han hecho los estudios pertinentes y está en tratamiento, para continuar con la readaptación, recuperación del gesto deportivo y cuando esté listo volverá al plano competitivo”, explicó el médico del Sporting, que no obstante no quiso mojarse sobre una fecha aproximada para su regreso.

“Los plazos van día a día, depende de su evolución”, se limitó a asegurar Maestro, que adelantó que desde los servicios médicos del club “hemos establecido un protocolo ajustado a sus condiciones físicas, el momento en el que está y el momento de la temporada que es para su reintegración”.

Además, Maestro aseguró que los jugadores en dinámica del primer equipo que sufrieron el coronavirus en los meses de diciembre y enero –Manu García, Nacho Méndez, Gragera, Pedro Díaz Gaspar, Guille Rosas, Pelayo Suárez, Mariño y Pablo Pérez– han tenido secuelas de la enfermedad. “La inocuidad no existe”, enfatizó Maestro, que incidió en que “el coronavirus deja una repercusión clínica, sea mayor o menor”.

Esta circunstancia es más notable en jugadores de fútbol profesionales. “Estamos hablando de atletas con una actividad técnica de alto nivel para el desarrollo del fútbol”, explicó, “cualquier paciente positivo tiene una repercusión física, por eso hay protocolos posteriores para recuperar esa capacidad física y técnica para la práctica del fútbol”.

El Sporting volverá hoy a los entrenamientos para comenzar a preparar el encuentro liguero de esta semana, en el que tendrá que visitar Butarque para enfrentarse al Leganés, uno de los gallitos de la categoría.