Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La familia de Quini: “La estatua es un honor y un reconocimiento eterno”

“La mayor satisfacción es ver cómo se continúa valorando todo lo que mi padre hizo por Gijón y por el Sporting”, afirma Jorge Castro

Quini, en la sala de prensa de Mareo. | Juan Plaza Juan Plaza

“Esperamos que llegue a buen puerto”. La familia de Quini comparte con satisfacción los avances para que la estatua en honor a “El Brujo” pueda ver la luz en los próximos meses junto a la que fuera su casa, El Molinón. “Esta estatua es un honor y un reconocimiento eterno a todo lo que ha hecho mi padre por Gijón y por el Sporting”, subraya Jorge Castro, el tecero de los cuatro hijos del siete veces “Pichichi”, al hablar de un proyecto que “surgió por la iniciativa de la Asociación Cultura y Sociedad, nosotros nunca hemos pedido nada. Esa es la mayor satisfacción, la de ver cómo se continúa valorando a Quini a pesar del paso del tiempo”.

No recuerda exactamente la fecha, pero sí que fue entre finales de 2019 y principios de 2020 cuando Javier Grela, vinculado a la Asociación Cultura y Sociedad, se dirigió a la familia para proponerles la creación de una estatua de Quini junto a El Molinón. “No sé si mi padre estaría al corriente antes, pero fue la primera vez que nosotros tomamos conocimiento de ello”, relata Jorge Castro. Él, Jorge, asumió entonces ser el portavoz de los Castro para colaborar en el proyecto de Javier Grela que, paulatinamente, fue avanzando. “Hubo una primera reunión con el ayuntamiento de Gijón en octubre de 2020”, recuerda. Por el medio, Vicente Santarúa, el mismo artista que moldeó la figura de Manolo Preciado que, desde el año 2013, es punto de reunión de sportinguistas y futboleros también a la vera del municipal gijonés, les mostró bocetos sobre la obra que tenía en mente para Quini. La elegida para descansar para siempre junto a El Molinón, que también lleva el nombre del ídolo sportinguista. Esta misma semana hubo un nuevo encuentro del consistorio gijonés con la familia para ir puliendo detalles. En los próximos días, se esperan novedades a cerca de la ubicación de la estatua.

“¿A quién no le gustaría que se le hiciese un reconomiento de este tipo?”, reflexiona Jorge Castro, poniéndose en la situación de que “El Brujo” pudiera contemplar lo que se está preparando en su nombre. “Cada aniversario de su fallecimiento se llenan las redes sociales con recuerdos y muestras de condolencias y por la calle seguimos recibiendo todo ese cariño con mucho agradecimiento por nuestra parte. No puede ser de otra forma. Él también sembró mucho en vida para que ahora nosotros estemos recogiendo todo esto”, añade.

Por detalles como el cariño que la familia de Quini sigue encontrado en la gente, Jorge renoce que “lo más guapo es que este tipo de homenajes, como el de la estatua, se le hubieran hecho a mi padre en vida. Sobre todo, para que él pudiera haberlo disfrutado”. No hay solución, pero recibe con cierto alivio el ver el remedio en el futuro de los Castro, en cada uno de los cinco nietos de “El Brujo”: Pablo -que juega al fútbol en las filas del Gijón Industrial-, Ainhoa, Andrea, Martina y Lola. “Estoy seguro de que ellos lo van a disfrutar como nadie cuando lo vean”, subraya Jorge Castro.

Compartir el artículo

stats