Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La compra del Sporting se cerrará en 43 millones de euros

Orlegi destaca la “colaboración” y el “diálogo” encontrados en la Alcaldesa en una visita relámpago a Gijón de Alejandro Irarragorri

Alejandro Irarragorri, en el centro, con Alfonso Villalva, primero por la izquierda, ayer, en Gijón. Á. C.

Orlegi ya trabaja en Gijón. Alejandro Irarragorri, presidente del consejo de administración, y Alfonso Villalva, director ejecutivo, mantuvieron en la mañana de ayer un encuentro con la alcaldesa de Gijón dentro de la inminente compra del Sporting, que cuenta ya con la autorización del Consejo Superior de Deportes y se firmará la próxima semana, como viene informando LA NUEVA ESPAÑA. La operación se cerrará en 43 millones de euros. El grupo hizo público un comunicado en el que destacó la “colaboración” y el “diálogo constructivo” para la “posible adquisición del Sporting” tras la reunión con la regidora municipal.

Pantalón gris, americana azul, una libreta en la mano y permanentemente atento a su teléfono móvil. Alejandro Irarragorri vivió ayer sus primeras horas en Gijón dentro del proceso abierto para la compra del Sporting. A su lado, Alfonso Villalva. Acompañándoles, Asun Soriano y Juan Delgado, directora ejecutiva y responsable de comunicación, respectivamente, de la agencia de comunicación Atrevia. No era la primera vez que Irarragorri estaba en Gijón. Antes, ya lo había hecho “como turista”. “Todo bien bonito”, reconoció el presidente del Grupo Orlegi a LA NUEVA ESPAÑA durante el breve paseo que realizó por el puerto deportivo de Gijón, la plaza Mayor y el Muro de la playa San Lorenzo.

Su presencia en la ciudad para encontrarse con Ana González duró cinco horas. Se activó después de que la Alcaldesa diera el visto bueno, en los últimos días, a la invitación de presentarles sus ideas del proyecto para el Sporting. Taxi en el aeropuerto, con vistazo desde el coche de El Molinón, parada en el Ayuntamiento, café en el puerto deportivo y pequeño paseo hasta volver a emprender la vuelta, con avión a las 13.35 horas.

“Ambas partes coinciden en la voluntad de hacer ciudad, construyendo un proyecto que genera emociones, pero también impactos deportivos, económicos y sociales”, rezó el comunicado sobre la reunión entre la Alcaldesa y el Grupo Orlegi. Ana González ya advirtió, semanas atrás, de su nula intención a contemplar ideas relacionadas con la especulación inmobiliaria.

Alejandro Irarragorri, ya de vuelta a Madrid, continuará en la capital siguiendo de cerca el final de una operación que pondrá fin a los casi 30 años de vinculación de la familia Fernández con el Sporting. El relevo en la propiedad afectará al 73% del paquete accionarial que controla el presidente Javier Fernández. En Madrid se ha avanzado, durante esta semana, en las líneas del proyecto de Orlegi en Gijón. Irarragorri se ha rodeado de su habitual equipo de trabajo: Alfonso Villalva, director ejecutivo; Martin Hollaender, director financiero, y el gijonés Gerardo García, cuya incorporación al Grupo Orlegi y su rol como pieza clave en el proyecto del Sporting adelantó en exclusiva LA NUEVA ESPAÑA. La idea sigue siendo que a partir de este domingo, día 26, se produzca el trasvase de poderes en lo deportivo. Orlegi planea una reestructuración de toda el área, con idea de introducir ya cambios incluso en el trabajo de cantera.

Compartir el artículo

stats