Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El otro partido en El Molinón: los nuevos retos de Orlegi camino al Mundial

Organización de conciertos y explotación comercial de los videomarcadores forman parte del modelo iniciado para aumentar las vías de ingresos

Un momento de la actuación de "Drugos" vista desde los nuevos videomarcadores. ANGEL GONZALEZ

Poco a poco empieza a notarse la mano del Grupo Orlegi más allá de lo puramente deportivo. Especialmente, en la forma de gestionar todo lo que rodea al fútbol. El interés por convertir El Molinón en sede del Mundial es una meta a medio plazo que no evita novedades recientes como el estreno de los nuevos videomarcadores. Estas plataformas se estrenaron ante el Ibiza proyectando parte de la realización del partido. También, antes del partido, hubo una actuación musical a cargo de"Drugos". Dos detalles, dos claves del modelo Orlegi.

Otra imagen para El Molinón

La explotación comercial de los videomarcadores y la organización de conciertos son dos de las fórmulas con las que Orlegi busca diversificar y buscar nuevas vías de ingresos en México. Un objetivo que también se persigue en Gijón. El Estadio Corona, la casa de Santos Laguna, ha albergado conciertos de artistas internacionales como Ricky Martin, Tito el Bambino o Luis Miguel, entre otros. Una vía a través de la cual se pretende maximizar el rendimiento del espacio más allá de los días de partido.

La idea de los conciertos lleva tiempo sobre la mesa del Sporting, con conversaciones iniciadas con el Ayuntamiento, por parte de la anterior propiedad, tal y como desveló LA NUEVA ESPAÑA. Es uno de los pasos que estudia continuar Orlegi y que apoya LaLiga. Esto sería independiente a la oportunidad de ofrecer a los abonados rojiblancos una experiencia mejorada el día de partido, un "valor añadido" más allá del propio fútbol, a través de actuaciones musicales.

En Santos no es extraño que a un partido le siga una actuación musical. El pasado domingo, antes del encuentro ante Juárez, se instaló un escenario sobre una de los fondos. Al finalizar el encuentro, una orquesta continuó la fiesta de la victoria local amenizando el postpartido con temas populares. Todo aquel que asistió al encuentro pudo disfrutar de la actuación. Las cantinas siguieron abiertas para ellos. En Gijón fue a la inversa: la actuación de "Drugos" amenizó la previa, la llegada al campo del público.

En cuanto a los vídeomarcadores, la idea es sumar más patrocinadores que quieran proyectar sus marcas antes o durante el partido. En México se patrocina hasta cada saque de esquina.

Malestar en la oeste. Algunos aficionados han hecho llegar al club su malestar porque desde su ubicación no pueden ver lo que se proyecta en los nuevos videomarcadores. Al menos, así lo han hecho abonados de la zona alta de la grada oeste, a quienes la cubierta saliente les ofrece una visión parcial de lo que se proyecta.

Poco a poco empieza a notarse la mano del Grupo Orlegi más allá de lo puramente deportivo. Especialmente, en la forma de gestionar todo lo que rodea al fútbol. El interés por convertir El Molinón en sede del Mundial es una meta a medio plazo que no evita novedades recientes como el estreno de los nuevos videomarcadores. Estas plataformas se estrenaron ante el Ibiza proyectando parte de la realización del partido. También, antes del partido, hubo una actuación musical a cargo de"Drugos". Dos detalles, dos claves del modelo Orlegi. La explotación comercial de los videomarcadores y la organización de conciertos son parte importante de su forma de gestionar Atlas y Santos en México.

El Estadio Corona, la casa de Santos Laguna, ha albergado conciertos de artistas internacionales como Ricky Martin, Tito el Bambino o Luis Miguel, entre otros. Una fórmula de negocio para buscar maximizar el rendimiento del espacio más allá de los días de partido de fútbol. La idea lleva tiempo sobre la mesa del Sporting, con coversaciones iniciadas con el Ayuntamiento para llevarlo a efecto, y es uno de los pasos que estudia dar Orlegi en Gijón. Esto, junto la oportunidad de ofrecer a los abonados rojiblancos una experiencia mejorada el día de partido.

En Santos no es extraño ver actuaciones musicales de la mano de un partido del equipo. El pasado domingo, al terminar el encuentro ante Juárez, se instaló un escenario sobre una de los fondos y una orquesta continuó la fiesta de la victoria local. Las cantinas siguieron funcionando hasta horas después de la finalización del encuentro. En Gijón, de momento, la actuación de "Drugos" amenizó la llegada al campo del público, iniciándose minutos antes de que el balón echara a rodar. En cuanto a los vídeomarcadores, la idea es sumar más patrocinadores que quieran proyectar sus marcas antes o durante el partido. En México se patrocinan hasta cada saquee de esquina.

Malestar en la oeste. Algunos aficionados han hecho llegar al club su malestar porque desde su ubicación no pueden ver lo que se proyecta en los nuevos videomarcadores. Al menos, así lo han hecho abonados de la zona alta de la grada oeste, a quienes la cubierta saliente les impide una visión parcial de lo que se proyecta. El primer día de los nuevos vídeomarcadores también coincidió con que los antiguos, en los que se muestra minuto de juego y resultado, no estuvieron en funcionamiento durante el inicio del encuentro ante el Ibiza.

Compartir el artículo

stats