11 de agosto de 2018
11.08.2018

Tráfico sopesa que el conductor pague los daños del accidente si iba usando el móvil

La propuesta de exonerar a los seguros es de una consultora que calcula que la siniestralidad caería un 40% y habría 200 muertes menos al año

11.08.2018 | 00:22
Tráfico sopesa que el conductor pague los daños del accidente si iba usando el móvil

La Dirección General de Tráfico (DGT) estudiará la posibilidad de realizar modificaciones en la Ley sobre Responsabilidad Civil y Seguro en Vehículos a Motor para que los conductores implicados en un accidente paguen los daños que ocasionen si se comprueba que iban manipulando manualmente el móvil al producirse el siniestro.

La propuesta partió de la consultora Pons Seguridad Vial, que realizó un informe, basándose en datos de la propia DGT, en el que indica que esta medida podría reducir la siniestralidad entre un 30 y un 40 por ciento.

Tráfico reaccionó al informe con un mensaje en su cuenta de Twitter, en el que indica que "DGT considera que esta propuesta de @pons_SVial , para que los conductores deban afrontar los daños ocasionados en un accidente por usar el #móvil, apunta en la buena dirección y podría tener recorrido. La vamos a estudiar".

La consultora explica que utilizar el móvil mientras se conduce es "una infracción que ya es el primer factor de distracción y siniestralidad al volante, según los datos de DGT correspondientes a 2017".

Añade su estudio que responsabilizar al conductor que provoque el accidente, haciendo que responda de los daños con su patrimonio, incidirá en el comportamiento en carretera, con un impacto que "podría reducir entre un 30 y un 40 por ciento los siniestros derivados de la utilización del móvil, lo que en la práctica rebajaría al año entre 150 y 200 las muertes derivadas de este tipo de distracción desde la puesta en marcha de la medida teniendo, en cuenta que en 2017, según la DGT, ascendió a 500 el número de conductores que perdieron la vida por el uso indebido del smartphone al volante".

Según la consultora, el cambio en la normativa implicaría otras ventajas, como la reducción en un 80 por ciento del uso manual del teléfono móvil, "por miedo a no ser cubiertos por la aseguradora".

Otra de las ventajas sería "la previsible reducción tanto en el importe como en el número de siniestros, lo que en la práctica supondría una bajada a medio plazo del coste de las primas de seguro de auto de hasta un 10%, provocado por esa menor tasa de siniestralidad en los conductores por distracciones al volante". La consultora indica que según datos de la patronal de las aseguradoras, UNESPA, los vehículos asegurados en España beneficiados por la medida sería de 31.073.466 unidades en julio de 2018.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook