Madrugada violenta, conflictiva y problemática en Llanes. El balance de daños de la noche del sábado al domingo en la villa llanisca tiene a un hombre hospitalizado tras recibir fuertes golpes en la cabeza en el transcurso de una pelea y una denuncia presentada por una presunta agresión sexual a una menor.

Respecto a este último caso, la Guardia Civil investiga los hechos que supuestamente tuvieron lugar en la madrugada de ayer en una zona de copas de Llanes y de los que fue víctima una joven que al parecer pasaba unos días en un alojamiento rural de la localidad. El Instituto Armado ha emprendido las pesquisas para tratar de dar con el autor. Dos viandantes que se encontraban en las proximidades del lugar habrían alertado a las fuerzas del orden al percatarse de que se podía estar cometiendo una agresión.

Unas horas antes, en el inicio de la complicada noche llanisca, un vecino del concejo de 42 años tuvo que ser trasladado a la UCI del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) tras haber sido golpeado con un bate en la cabeza durante una brutal pelea que se desencadenó en una finca próxima al tanatorio de Llanes. Es el más grave de los cuatro heridos que ocasionó la reyerta, de resultas de la cual dos personas fueron atendidas en el centro de salud de la villa y otras dos, trasladadas al hospital de Arriondas.

La entidad de las lesiones aconsejó la evacuación al HUCA del herido más grave, donde quedó ingresado en la unidad de cuidados intensivos. El hombre presentaba traumatismo craneoencefálico y múltiples fracturas faciales y heridas por todo el cuerpo ayer se encontraba intubado. Según fuentes de la Guardia Civil, la pelea se produjo entre miembros de distintas familias.

Una patrulla del Instituto Armado se presentó en el lugar de los hechos al ser alertada poco después de las diez de la noche del pasado sábado. A partir de ahora se tomará declaraciones a los testigos que presenciaron el incidente a la espera de la presentación formal de una denuncia por parte de los implicados.