Suscríbete Caso Abierto - La Nueva España

Caso Abierto - La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Violencia machista

El secuestrador de Porriño: "Me da igual matarte; serían cinco años más de prisión"

El joven presuntamente retuvo y encadenó a una menor que logró escapar hace un mes tirando notas por la ventana

La Policía Local de Porriño tiró la puerta abajo con un ariete.

El secuestro y agresión sexual de una mujer en una céntrica vivienda de la villa del Louro mantiene conmocionados a los vecinos y vecinas de Porriño, de donde era oriundo su presunto secuestrador, M.F.R, de 26 años de edad, que ya se encuentra en prisión preventiva, comunicada y sin fianza.

El domicilio donde se produjeron los hechos era propiedad de la hermana del agresor, que atrajo a la víctima a este piso de Porriño con la excusa de devolverle los 400 euros que le debía; una deuda que tenía con esta de cuando ambos eran pareja. El hombre incluso le envió una foto con el dinero para darle credibilidad a un señuelo que fue el detonante de seis días de terror, pues cuando la joven acudió a la vivienda, su exnovio ya no la dejó salir de allí e incluso le llegó a manifestar que no le importaban las consecuencias legales que le supondría acabar con su vida. “Me da igual matarte, serían cinco años más de prisión”, le habría dicho a su exnovia.

El hombre se encontraba en busca y captura desde hace año y medio acusado de varios robos y se le relacionaba con un hecho similar acontecido en Ponteareas hace un mes. Supuestamente retuvo a otra joven, menor de edad, en contra de su voluntad, en una casa en la zona de O Confurco. A pesar de encadenar a la menor, esta logró fugarse y denunció los hechos ante la Guardia Civil que, cuando se personó en la vivienda, solo encontró la documentación y objetos personales del individuo.

Ante las sospechas de que el joven, fugado de la justicia, podría estar por la zona, la Policía Local de Porriño realizó varios registros en vehículos de sus familiares por si estos lo estaban encubriendo. No obstante, nadie tenía conocimiento de que M.F.R. estuviera en Porriño.

Fueron las notas manuscritas que la víctima, su exnovia, lanzó por la ventana del piso donde estaba retenida las que ayudaron a dar con su paradero y liberar a la mujer. En este sentido, la colaboración ciudadana de la vecina que encontró la nota y llamó al 112 y la labor de la Policía Local de Porriño y la Guardia Civil, fueron fundamentales para evitar un trágico final.

Impecable actuación policial

El inspector jefe de la Policía Local de Porriño, Daniel Rodríguez, pone en valor la impecable actuación policial, con todos los riesgos que esta conllevaba. Primero comprobaron que los datos aportados por la mujer en su nota de auxilio coincidían no solo con los del prófugo, sino que también había una denuncia por desaparición realizada días antes por la familia de la víctima; a continuación, llamaron a la hermana del secuestrador porque conocían que era la propietaria de la vivienda, y luego tiraron la puerta abajo de esta sin saber si el hombre había sido alertado por su familiar. No obstante, el joven estaba durmiendo (eran las 7 de la mañana), fue reducido sin inconvenientes y “no mostró ningún tipo de arrepentimiento”.

En otra habitación encontraron a la víctima, completamente atemorizada y llena de hematomas ocasionados por su resistencia para no ser forzada sexualmente por su expareja, contra la que ya existía una orden de alejamiento.

Ahora, tras año y medio evitando su ingreso en prisión, el porriñés M.F.R suma a su causa abierta con la justicia por lesiones y robos, los delitos de detención ilegal, agresión ilegal y lesiones.

Compartir el artículo

stats