05 de agosto de 2008
05.08.2008

Lorient se rinde a «Reina´l Truébano»

Memorable sesión de la banda de gaitas en el festival intercéltico ante un público que abarrotó el espacio dedicado a los grandes conciertos

05.08.2008 | 02:00
La banda asturiana, durante su actuación.

Lorient, Aurelio Argel


La primera actuación escénica de los músicos asturianos presentes en el Festival Intercéltico de Lorient corrió a cargo de la Banda de Gaitas «Reina'l Truébanu». En la carpa de L'Espace Marine, reservada a los grandes conciertos nocturnos, las actuaciones de mediodía son protagonizadas por grupos de folk variados y, sobre todo, por bandas de gaitas y grupos de baile de las naciones celtas presentes en Lorient. Los del occidente asturiano subieron a escena tras lo mostrado por bretones e irlandeses, y fue suficiente el primero de los sets de su repertorio para encandilar a las casi mil personas presentes bajo la carpa hacia las cuatro y cuarto de una tórrida tarde atlántica que contrastaba con el «diluvio universal» caído durante la noche anterior que llevó a la suspensión de muchos de los pases de la Noche Mágica. La actuación de «Reina'l Truébanu» era por lo tanto, la primera de nuestra delegación tras el desfile y el concurso «McCrimmon» ya que ni «Bagad Lann-Bihoué» ni «Escontra'l Raigañu» ni nuestras bandas de gaitas, ni las gallegas con sus respectivos grupos pudieron actuar bajo tanta lluvia.


«Reina'l Truébanu», dirigida por Luis Feito y, secundado a las percusiones por Esteban Suárez, fue desgranando entre incontables aplausos las piezas fuertes de su repertorio con sonido impecable. Público maravillado ante los sones de «Debaxo la panera», «La búlgara», «Adiós, villa de la Pola» o «La viudita», clásicos asturianos refrendados por «Music for a Found Harmonium» y un selecto solo de percusión aplaudido por más de tres minutos. «Tengo de subir al puertu», «Muñeira Lliberdón», «Rumba d'Ibias» y «Muñeira Lliberdón» pusieron cierre a cuarenta y cinco intensos, coreados y aplaudidos momentos de gaita y percusión asturiana. Tras el concierto, el mismo Luis Feito decía sentirse sorprendido. «Hemos actuado en infinidad de sitios -aclaraba- y venimos de triunfar en Nueva York y nunca me había ocurrido el tener una acogida y un éxito tan notable. Nos piden todos los discos y apenas nos quedan ya para vender». Una buena tarjeta de presentación que espera refrendarse en las Noches Mágicas y en posteriores conciertos y concursos donde actuarán los de la «Reina».


Hoy los asturianos actúan en varios frentes casi a la par. El grupo «Escontra'l Raigañu» actúa a mediodía en este mismo Espace Marine y centrará los sones tradicionales religiosos con estudiado repertorio en la iglesia de San Luis junto a voces sacras irlandesas. Será a las diez de la noche, hora en que el grupo folk «Ciquitrinos» iniciará su primera actuación y en la que grandes nombres protagonizarán las distintos conciertos del día. Por parte de «Escontra'l Raigañu» la vocalista Mónica Menéndez, acompañada por Fonsu Fernández a la zanfona, también copó los aplausos más sonoros en el acto de presentación de delegaciones hecho ayer a las once de la mañana en el Ayuntamiento. Lisardo Lombardía presentó el evento acompañado por el titular de la Alcaldía, el ministro de Cultura de Gales, el ministro de Turismo y Cultura de Isla de Man y otras autoridades. Dejando a un lado el protagonismo de la gaita, la sólida voz de Mónica Menéndez interpretando «Puertu de Güeria» cautivó a cuantos escuchaban.


Por otro lado, los grandes mitos del folk siguen rindiendo a incondicionales y a recién llegados. El irlandés Robert Watt obtiene su quinto trofeo «McCrimmon» de cornamusas, vuelve a competir el maestro Patric Molard y el concierto ofrecido por Dónal Lunny, Davy Spillane y los suyos acompañados por Máirtín O'Connor sedujo a dos generaciones de apasionados del folk irlandés de veterana maestría en un concierto de vértigo. «The storm» es uno de los clásicos de estos maestros y, en la noche del domingo, esta tormenta cumplió su papel dentro y fuera de escena.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook