31 de octubre de 2018
31.10.2018

David Hockney, el pintor que frenó a Fran Pasapalabra

El asturiano se dio cuenta al momento de su error: "El de la piscina", se lamentó

31.10.2018 | 19:06

Lo vio enseguida pero ya era demasiado tarde. Fran González, el asturiano que arrasa en Pasapalabra, iba lanzado a por el bote cuando en su camino se interpuso "El gran chapuzón". Lo que se le pedía en el rosco era el pintor de un cuadro del que el popular concursante debía conocer el apellido, con la única pista de que empezaba por "H". Sabedor de la que victoria era suya, Fran Pasapalabra decidió arriesgar y respondió "Hamilton", como el recientemente proclamado campeón del Mundo de Formula 1. Christian Gálvez dijo enseguida "no" y una vez más a Fran se le escapó el bote, que alcanza ya 1.206.000 euros.

Cuando el presentador del veterano concurso dijo la respuesta, David Hockney, al instante Fran González señaló "el de la piscina", en referencia al cuadro, puesto que en la pintura de la que se hablaba aparece una piscina a la que alguien al que no se ve se acaba de tirar, algo que se puede saber por el agua levantada. Esta respuesta supuso el final del programa, puesto que el rival al que se enfrentaba, Mario, ya no le podía alcanzar. La victoria de Fran fue, una vez más, contundente. Incluso más que en otras ocasiones: una vez cogió el mando su rival poco pudo hacer, sobre todo porque Fran le superaba con claridad en el tiempo.

Mario, que hoy tendrá que ganarse su continuidad en la silla azul, tiene tqambién su propia historia en el programa de Telecinco. Y es que tuvo que ser repescado por un error del programa con el ganador del Open de Estados Unidos de tenis. Un error del que avisó de inmediato un comentarista especializado en tenis del canal Eurosport, Fernando Gómez a través de Twitter.


Mario tendrá que defender su continuidad hoy en el programa. Su sueño es poder ir a Colombia, de donde es su mujer: "Tengo un viaje pendiente, mi mujer es boliviana y quiero ir", señaló. Si bien, más imperativa parecía la otra razón: "Me acabó de comprar una farmacia y me vendría bien para pagarla". 

Pero poco pudo hacer Mario con un Fran en estado de gracia. Como suele ser habitual, el asturiano dejó a su rival que tomara la iniciativa. Mario llegó a tener 9 aciertos por 12 de Fran. Hasta ahí le dejó. Cuatro aciertos seguidos le sirvieron para coger de nuevo la iniciativa (13-12) y al término de la primera vuelta del rosco el resultado era de empate a 16. El problema para Mario estaba en el tiempo que le restaba: unos 20 segundos para Mario por más de medio minuto para Fran.

Las pocas esperanzas de Mario se desvanecieron con la palabra "M". El concursante respondió "maestría" cuando la respuesta era "magisterio". Siguió errando Mario con la "P", cuando el resultado era de empate a 18. La respuesta era "poltrona" y el digno "puff". Mientras tanto Fran seguía sumando y fundamentalmente dominaba el reloj. Tan sobrado iba que se permitió decirle a Christian Gálvez que leyera más rápido y tras las quejas, en tono amistoso, del presentador le respondió "era para ver si estabas atento". Mario empezó a encadenar fallo tras fallo yendo a por la remontada a la desesperada. Con el programa resuelto, Fran se juego su vigesimosegundo acierto a la "H": respondió Hamilton pero era "el de la piscina".
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook