Si hay alguna noticia de especial relevancia esta semana, que ha traspasado la barrera de la prensa del corazón, ya qu emuchos otros medios se han hecho eco, es la ruptura de la hija de Isabel Preysler.

Tamara Falcó e Íñigo Onieva no retoman su relación. Lo suyo es historia y una segunda oportunidad es "imposible". Así lo ha dejado claro Tamara Falcó en su reaparición pública después de los días más convulsos de su vida, en los que pasó de la felicidad más absoluta y de preparar su boda con Íñigo Onieva a romper fulminantemente su relación con él tras descubrir que le había sido infiel.

"El Íñigo con el que yo me prometí no tiene nada que ver con ese. La verdad es que nosotros, es difícil de creer y aunque él se dedicaba a la noche y a los viajes, yo creo que una relación tiene que darte una libertad. La base es la confianza. Sí, a él le gustaban hacer esas cosas y no había problema. Pero claro, con unos límites. Yo no sabía que estaba abusando de mi confianza" ha apuntado dolida la hija de Isabel Preysler.

Ahora, Onieva se encuentra derrotado. No sale de su domicilio y seguramente esté muy arrepentido. Por eso, Jorge Javier ha decidido presentarse en casa del ex de Tamara Falcó para concederle una entrevista. Sin embargo, como las redes vaticinaban, Onieva no salió de su casa y su respuesta ha sido el silencio. Sálvame ha comentado en directo las primeras palabras del joven desde que ha pasado todo el follón: "La he visto en Sálvame. Está muy entera, la he perdido para siempre", indicó.

Pero ahora, Onieva está solo. Las masas se encuentran apoyando a la marquesa de Griñón, salvo alguna excepción. Uno de ellos es el maestro Joao, quien en un vídeo de Instagram, ha dicho lo siguiente: "Prefiero a Íñigo y me iría con él a uno de los festivales. Las reuniones de la marquesa de Griñón pueden ser homófobas. Tamara debería ir con Onieva y disfrutar con él".