Sálvame ha logrado que se hable de sus contertulios y colaboradores no solo en el propio programa sino en todos los formatos de Telecinco desde los que se emiten de lunes a viernes a los que lo hacen solo los fines de semana.

Es un programa, además, que ha sabido reinventarse con sus diferentes versiones. La última estrategia para ganar público ha sido la de ganar audiencia con dos de las bazas más importantes que tiene el canal: presentadoras como María Patiño o Terelu Campos que desde hace varios meses se emiten a primera hora de la tarde como avance de los contenidos que va a tener el programa después.

Sin embargo la audiencia en los últimos meses no ha seguido a el éxito que se esperaba en el canal. De hecho además del Lemon Tea se han estrenado otros formatos como el Sálvame Tomate para el que se guardaban las mejores exclusivas del programa y que levantó un poco las audiencias que luego heredó Sonsoles Ónega en su nuevo Ya son las Ocho, otro formato similar al de Ana Rosa Quintana que también pretendía ganar las tardes de la cadena en clara competencia a los concursos que se emiten en otros canales rivales a la misma hora y que dan pie a los informativos de la noche.

Y hoy, Mediaset ha tomado una drástica decisión co nAdela González, presentadora del espacio. Y es que han decidido colgar su foto en los pasillos, lo que ya la proclama como una de los rostros míticos de la cadena.

"Contentísima y muy emocionada! Gracias, gracias, infinitas gracias a Mediaset y Telecinco por permitirme formar parte de la familia y a la Fábrica de la tele por la confianza y pensar en mí para tantas bonitas locuras", escribió la presentadora.