18 de septiembre de 2010
18.09.2010
40 Años
40 Años
 

Luis María de Unquera y Antayo, el pionero de la mecánica en los caminos de Asturias

18.09.2010 | 02:00

Oviedo, Á. F.


El marqués de Vista Alegre y barón de La Vega de Rubianes, Luis María de Unquera y Antayo, fue un auténtico personaje de su época, caracterizado por su singular y gran personalidad.


Con su flamante «triciclo» se convirtió en el primer piloto que recorrió Asturias hasta poco antes de su muerte en Infiesto, el lunes 7 de agosto de 1893, donde fue enterrado.


El rico aristócrata sólo tuvo tres años para disfrutar del histórico vehículo que causaba admiración y estupor por los pueblos que pasaba. En la mayoría de ellos era recibido con entusiastas aplausos.


El marqués de Vista Alegre estaba considerado por sus coetáneos un auténtico personaje. Esta imagen, que se la ganó a pulso, la certificó al ser el único noble español que designó a sus campesinos herederos de la mayor parte de su patrimonio rural. Genio y figura hasta el final.


Después del automóvil del marques de Vista Alegre llegaron otros a Oviedo. Fueron adquiridos por los personajes más acaudalados del momento, como el conde de la Vega del Sella, el marqués de Canillejas, Carlos Bernaldo de Quirós y Gerónimo Alvaré.


Ellos fueron los primeros que matricularon sus coches, en 1907, como obligaba entonces un reglamento del Ministerio y del Real Automóvil Club de España.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas