11 de julio de 2020
11.07.2020
La Nueva España

Imágenes para un encierro

Una exposición en la Antigua Pescadería reúne medio centenar de fotografías de las más de 200 recibidas para retratar la visión de los avilesinos del confinamiento

11.07.2020 | 00:57
Autores y familiares posan en la Antigua Pescadería durante la inauguración de la exposició

Si el hambre agudiza el ingenio, la cuarentena también. "Avilés: confinamiento y desescalada", el proyecto fotográfico impulsado desde el Ayuntamiento de Avilés, cuyo objetivo era mostrar la ciudad durante los meses que no se podía disfrutar de ella, de manera que fuesen los propios vecinos quienes retratasen la realidad, ha logrado su fin.

El edificio de la Antigua Pescadería alberga una exposición íntima, personal; una selección de las mejores fotografías enviadas a través de las redes sociales, como resultado de una campaña que comenzó el 16 de marzo, tan solo un día después de la declaración del estado de alarma.

Según cuenta la concejala de Cultura, Yolanda Alonso, "la idea surge para intentar implicar a los ciudadanos, conectar con la ciudad y redescubrir Avilés de una forma nunca antes vista". En total, recibieron 200 imágenes, de las cuales un comité especializado seleccionó 52 fotografías de 40 autores.

La exposición se divide en dos partes, diferenciadas claramente por el plan de desescalada: cuando no se podía salir a la calle y cuando sí . Primero, del 16 de marzo hasta el 30 de abril, época de confinamiento, #NuestroAvilésDesdeCasa, consta de imágenes de cómo estaban soportando la cuarentena, sus sentimientos, impresiones, la incertidumbre generalizada... No es de extrañar que los paisajes tristes abunden en este espacio.

Después, con el comienzo de la desescalada, #RedescubriendoAvilés retrata el reencuentro de los vecinos con la ciudad después de más de 50 días de confinamiento. Los colores vívidos toman protagonismo y las ubicaciones como el parque de Ferrera, el Niemeyer y el puerto son recurrentes.

Los fotografías van acompañadas con el nombre del autor, la ubicación de la instantánea y una breve descripción explicativa sobre la intención de la obra. Chus García (@chusgarigle) es el autor de dos de ellas. "Volveremos pronto", una captura desde Sabugo, donde muestra el cielo azul rodeado de nubes y una gaviota volando como guiño a la libertad arrebatada. La otra "Próxima parada? Fase 1" está sacada en la estación de autobuses. En la dársena Avilés-Oviedo, tan solo una pasajera espera la llegada del bus, una imagen estremecedora y solitaria.

"Me enorgullece poder exponer. La fotografía es un arte y el arte hay que enseñarlo", asegura García.

Aunque ella misma se define como aficionada, no como profesional, Luisa Vega Campo (@milupecas) fotografió "Días inciertos" una estampa del parque de Las Meanas absolutamente vacío, con unas nubes negras amenazantes bajo el sol de fondo. No son las únicas imágenes desoladoras de la exposición, acordes con los meses tan extraños que vividos en el tiempo de cuarentena.

Pero no todo iba a ser oscuro. Jesús Menéndez (@txusinmc), fotografió el momento en que su hija volvía a coger la bicicleta, circulando por el Paseo de la Ría, durante los horarios permitidos e el inicio de la desescalada. "Volviendo a caminar", en blanco y negro, muestra cómo los pequeños, a pesar del confinamiento, no han dejado de ser niños y ansían libertad.

Las animales tienen su espacio en la exposición. Además de hacer compañía durante los meses de soledad, algunos felinos se convirtieron en modelos resultones, como Mía, la gata de Gabriel Ordónez (@gabrielordonez) en "Miradas de soledad ", que parece no comprender por qué El Quirinal está tan vacío.

Las muestra permanecerá abierta hasta el 16 de agosto, con entrad gratuita, desde las 7.00 hasta las 23.00 horas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído