Así es como tienes que cerrar el probador y no como hacías hasta ahora

Con esta sencilla técnica conseguirás privacidad cuando te cambies de ropa

Una mujer en un probador

Una mujer en un probador / Cottonbro (Pexels)

Cerrar los probadores en tiendas de ropa es a veces misión imposible. Las cortinas no suelen ajustarse a los marcos, por lo que es complicado conseguir auténtica privacidad. Siguiendo este truco podrás cambiarte sin tener que preocuparte de los ojos ajenos.

Conseguir total privacidad en los probadores es fácil. Solo necesitas una percha. Lo que harás es pinzar la cortina al marco del probador, para que quede completamente cerrado.

Truco para limpiar la vitrocerámica

La vitrocerámica es uno de los electrodomésticos que más suciedad acumulan. Su continua exposición a comida, además a alta temperatura, la convierten en la "víctima perfecta" de la suciedad. Limpiarla a fondo requiere una labor minuciosa. Aquí está un truco infalible para llegar hasta donde muy pocos llevan.

La lógica al limpiar la vitrocerámica invita, sobre todo, a centrarse en los fuegos. Es lo normal. Por un lado es una de las zonas que se encuentran más a la vista y, por supuesto, la que entra en contacto con ollas, sartenes y demás enseres de cocina.

Para limpiar esta parte hay numerosos trucos. Si bien, aquí vamos a centrarnos en otro lugar que acumula mucha suciedad y que no se cuida siempre como se debería: los bordes. Para acceder aquí debemos utilizar una cuchilla. Nos puede servir la típica rasqueta para la vitro.

La pasamos con cuidado por el bisel de la vitrocerámica. Inmediatamente veremos cómo sale la grasa y suciedad acumulada.