Ikea se ha convertido en un punto de referencia a la hora de organizar y ordenar el hogar en todo el mundo. Son muchos los usuarios que eligen este establecimiento gracias a la mezcla de vanguardia en sus diseños, así como la amplia variedad de productos que ofrece y el éxito de su sistema "móntalo tú mismo" (aunque a veces las instrucciones pueden generar motivo de burla, como te contamos en este enlace).

El éxito de muchos de sus muebles contagia a los compradores que acuden a por ese producto que han visto en el catálogo o en la propia casa del algún conocido, lo que que se traduce en que se agoten en tiempo récord (en este enlace te hablamos del mueble de Ikea que se ha agotado y que algunos clientes buscan hasta en Portugal). 

No obstante, la cadena sueca también cuenta con un servicio en el que informa a los clientes de los muebles o productos que presentan fallos y por lo tanto proceden a retirarlo y a pedir a los clientes que lo devuelvan.

"IKEA retira del mercado los platos, boles y tazas HEROISK y TALRIKA por riesgo de rotura. IKEA solicita a los clientes que dejen de utilizar los boles, platos y tazas HEROISK y TALRIKA y se pongan en contacto con IKEA para su devolución y reembolso. Esta podrá realizarse en cualquier tienda IKEA sin necesidad de presentar prueba (tíquet) de compra. La seguridad es la prioridad para IKEA. Por este motivo, adopta medidas de precaución y retira del mercado los platos, boles y tazas HEROISK y TALRIKA porque podrían romperse y causar quemaduras si el contenido está demasiado caliente", aseguran desde la compañía. "Se pueden traer los productos HEROISK y TALRIKA a cualquier tienda IKEA para su devolución y reembolso. No es necesario presentar prueba (tíquet) de compra. Todos los productos de IKEA se someten a pruebas y cumplen la legislación y normas aplicables. A pesar de esto IKEA ha recibido informes sobre la rotura de los productos y prefiere proceder a su retirada. IKEA lamenta los inconvenientes que la retirada pueda causar", terminan.

Ikea mantiene un control férreo sobre la calidad y el estado de todos sus productos y trata de tener informado a los consumidores para que estén al tanto de todas las novedades (en este enlace te mostramos el famoso mueble que Ikea está retirando de sus tiendas por riesgo de caída: "sentimos estos incidentes"). Además, la multinacional sueca está pendiente de introducir una nueva novedad a la hora de conseguir los muebles, mediante un sistema de alquiler.

¿Cuál es la estrategia a la hora de intentar comprar algo de lo que quedan pocas unidades? Puedes ponerte en contacto (normalmente funcionan muy bien las redes sociales) con la propia empresa o puedes, si lo prefieres, llamar al centro de atención al cliente y pedir información. Muchas firmas indican en su propia tienda on-line los productos que les quedan y dónde los puedes comprar (incluso en el extranjero).

Pero ojo, que si además de estar agotados esos muebles son antiguos puede que incluso hagas negocio si los tienes en tu casa. En esta noticia te contábamos hace ya algún tiempo la estrategia de una casa de subastas que llegaba a pagar importantes cantidades de dinero por muebles que puede que incluso tengas en el desván.