27 de marzo de 2013
27.03.2013

Lollobrigida vende joyas para ayudar a la ciencia

27.03.2013 | 09:38
Lollobrigida vende joyas para ayudar a la ciencia

La casa de subastas Sotheby's pondrá a la venta el próximo 14 de mayo más de una veintena de joyas pertenecientes a la legendaria artista y actriz italiana Gina Lollobrigida. La subasta buscará un nuevo propietario para 22 piezas de la marca Bulgari de los años cincuenta y sesenta que fueron llevadas por Lollobrigida en momentos clave de su carrera, informó Sotheby's.

Parte de los beneficios de la subasta de estas piezas, que pudieron contemplarse en la exposición internacional «Bulgari, 125 años de magnificencia italiana», serán destinados a la investigación con células madre. «Mi deseo es que parte de los beneficios de la venta contribuyan a ayudar a la fundación de un hospital para investigar con células madre», manifestó Lollobrigida. Una de las joyas más destacadas es un par de pendientes de perlas naturales y diamantes hechos en 1964, con un precio estimado de entre 466.000 y 777.000 euros, que llevó la actriz en su encuentro con la princesa Margarita en el estreno, en Londres, de «La fierecilla domada», en 1967.

El multimillonario estadounidense Steve Cohen, una de las figuras más famosas de Wall Street, ha comprado en secreto un cuadro del pintor español Pablo Picasso por 155 millones de dólares (algo más de 120 millones de euros), informaba ayer el periódico»New York Post». La adquisición de «Le Rêve» se conoce semanas después de que su fondo de inversión SAC Capital pagara 614 millones de dólares (477 millones de euros) para evitar un juicio por fraude que se convertió en el mayor caso de uso de información privilegiada de la historia de Wall Street.

«Steve compró 'Le Rêve' para hacerse un regalo. La intención era que la compra fuera secreta por la investigación del gobierno y el acuerdo», según fuentes anónimas citadas por el mismo periódico neoyorquino.

El restaurante La Bardemcilla, propiedad de la familia Bardem, cierra sus puertas en el madrileño barrio de Chueca por las «pérdidas prolongadas desde hace ya dos años» y no aplicará el expediente de regulación de empleo (ERE) recomendado por un abogado laboralista.

Así lo ha explicado la familia Bardem en un comunicado en el que precisa que el cese de la actividad hostelera no obedece a una reducción de beneficios, sino a las «reiteradas pérdidas obtenidas» y a «los nulos recursos económicos propios para asumir la estructura de gastos».

Asegura que el mantenimiento de la actividad se ha vuelto «insostenible» pese a las sucesivas aportaciones económicas de los socios para mantener el restaurante abierto «y todos los puestos de trabajo». En este contexto, la administradora única y gerente de la sociedad, Mónica Bardem, tomó la decisión de cesar la actividad del restaurante y comunicó al resto de los socios la «imposibilidad» económica de «viabilizar» el proyecto empresarial.

«La totalidad de los socios» accedió a ese cese de la actividad y a rescindir el contrato de arrendamiento que mantenían con el local, precisa el comunicado firmado por Pilar Bardem y sus hijos Javier, Carlos y Mónica.

En el proceso de cierre definitivo de la actividad de La Bardemcilla, y aconsejada por un gabinete jurídico laboral, Mónica Bardem «optó por presentar un expediente de regulación de empleo, sin consultar con el resto de los socios», por entender que el procedimiento que se debía seguir era el que recomendaba el abogado laboralista. Sin embargo, cuando los otros socios tuvieron conocimiento de la presentación del ERE ante los organismos judiciales correspondientes, le comunicaron que su aprobación del cese de la actividad «no incluía» su autorización para que la empresa presentase el referido expediente.

«No estamos dispuestos bajo ningún concepto a someter a nuestros trabajadores a un procedimiento de estas características amparándonos en una reforma laboral contra la que nos hemos manifestado públicamente», subraya la familia Bardem en el comunicado.

Por ello han dado «instrucciones claras» a la administradora de la compañía para que, «de inmediato», se proceda a «retirar» el ERE y a liquidar las indemnizaciones que por ley están establecidas para cada uno de los trabajadores.

Estas indemnizaciones -prosigue el escrito- «superan incluso las cantidades que fija actualmente la ley en atención a la larga relación laboral entre La Bardemcilla y sus empleados».

Para que estos pagos se puedan materializar «de inmediato», cada uno de los socios del restaurante efectuará una aportación dineraria.

La familia Bardem concluye el comunicado asegurando: «Como tantas pequeñas empresas, como tantos pequeños negocios de este país a los que nadie rescata, La Bardemcilla cierra sus puertas».

Ayer, coincidiendo con la polémica, Pilar Bardem fue ingresada por una «insuficiencia respiratoria» de la que evoluciona satisfactoriamente, según confirmó un portavoz de la Artistas e Intérpretes Sociedad de Gestión (AISGE) de la que es presidenta.

Bardem, que cumplió 74 años el pasado día 14, se encuentra internada en el Hospital Ruber Internacional, de Madrid, y se «recupera de manera positiva».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook