05 de octubre de 2013
05.10.2013

Beatriz Díaz conquista Tokio

La soprano asturiana, acompañada al piano por Julio Alexis Muñoz, logró un gran éxito con la interpretación de un programa de música española y de partituras operísticas

05.10.2013 | 01:46

Dolores DOMÍNGUEZ

La soprano asturiana Beatriz Díaz ha obtenido un éxito rotundo en The Musashino Cultural Foundation, uno de los auditorios más populares de la ciudad japonesa de Tokio, donde la soprano se presentaba por primera vez.

Acompañada al piano por el maestro Julio Alexis Muñoz, la cantante derrochó lucimiento en el repertorio de música española que guió la primera parte del recital, muy en consonancia con los actos conmemorativos del Año Dual España-Japón que recuerdan el inicio de las relaciones comerciales entre ambos países hace ahora 400 años.

Con todo el aforo vendido desde hace meses, el público tokiota festejó las "Siete canciones populares españolas" de Manuel de Falla, alabó el quinteto de melodías que integran el "Poema en forma de canciones" de Joaquín Turina y prodigó una larga tanda de aplausos a la "Canción de Paloma" de la zarzuela "El barberillo de Lavapiés", escrita por Francisco Asenjo Barbieri, que la soprano esmaltó con belleza tímbrica y franqueza expresiva.

Tras el descanso, el programa discurrió por partituras operísticas de registro más exigente. La complicidad de Beatriz Díaz con la obra de Giacomo Puccini, de quien confiesa que es su compositor predilecto, sacudió la emoción de la concurrencia en arias de tan hondo lirismo como "O mio babbino caro" de Gianni Schicchi y "Mi chiamano Mimí" de "La bohème", literalmente bordadas por la cantante. Fue muy aplaudida en los pasajes de Wolfgang A. Mozart, Vincenzo Bellini, Francesco Cilea y Giuseppe Verdi, especialmente en el célebre "Addio del passato" de "La Traviata", y puso a los espectadores en pie con una impecable factura, plena de acentos, matices y colorido, de "Tu che di gel sei cinta" de Turandot, el más "oriental" de los títulos, que cerraba función.

Obligada a saludar varias veces, Beatriz Díaz no se hizo de rogar con las propinas. Entre redobladas ovaciones y arropada por el calor de los aficionados que se resistían a abandonar la sala, volvió a brillar en el "Vals de Musetta" de "La bohème" y en la "Canción andaluza" de "El dúo de "La Africana"", compartiendo un torbellino de bravos y hasta de olés con Alexis Muñoz, perfectamente compenetrado con la cantante y muy solvente como pianista.

En noviembre próximo, la soprano allerana encabezará el reparto de Don Pasquale en la temporada de ópera ovetense que se celebra en el teatro Campoamor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Lo último Lo más leído