El caso de la supuesta violación a Carlota Prado en "GH Revolution" comienza a tener consecuencias serias para Mediaset. La compañía de telecomunicaciones Fi Network comunicó el lunes en redes sociales que dejaba de anunciarse en el programa, mientras que ayer han sido Carretilla y Nestlé las que han decidido retirar su publicidad del reality. En el caso de Nestlé, la marca respondía así a un usuario en Twitter: "Rechazamos totalmente cualquier tipo de abuso o violencia de género y hemos decidido retirar la publicidad en estas circunstancias". Por su parte, el grupo Carretilla escribía: "A partir de este incidente, hemos decidido retirar la publicidad de este programa".