Los abogados de la duquesa de Sussex pidieron una orden judicial para evitar que los tabloides británicos "Mail on Sunday" y "MailOnline" revelen el nombre de las cinco amigas de la exactriz que dieron una entrevista anónima en su defensa en Estados Unidos.