Dos semanas después de la muerte de Álex Casademunt en un trágico accidente de tráfico, el exconcursante de Operación Triunfo sigue estando en mente de todos sus compañeros y por supuesto, familiares. De hecho, así lo confirman las palabras de su madre, Rosa, quien habló por primera vez tras el fallecimiento de su hijo en el programa de Telemadrid Juntos. Ahí, desveló un emotivo gesto de la hija del cantante, de solo tres años.

Si de algo estaba orgulloso el cantante era de su hija. Por ella se desvivía y desde que vino al mundo, el 18 de enero de 2018, su vida cambió por completo y ella se convirtió en su principal prioridad. Prueba de ello es la infinidad de muestras de cariño que le dedicaba a la pequeña Bruna, de tres años, que es el vivo retrato del cantante, y cuya última publicación se la dedicó a ella. "Mi trozo de vida", le decía a la pequeña, cuya fecha de nacimiento llevaba tatuada en su piel.

"Me la han traído y no ha preguntado por su papá", destacó Rosa sobre la niña, confirmando que es algo relevante al no hacer referencia de forma directa sobre su padre. "No obstante, al salir y ver una estrella, ha dicho: 'Ahí está papá', y se ha puesto a cantar", confirmó sobre el emotivo gesto de su nieta.